AMD Athlon – Todo la información que necesitas saber

La historia de AMD se llama Athlon, una CPU que ha estado presente desde 1999 en la marca y que ha competido con emblemáticos procesadores como el Pentium IV, o los Pentium Gold en la era actual. Los AMD Athlon empezaron siendo procesadores en primera línea de fuego para los equipos de escritorio, aunque poco a poco fueron siendo relegados a una segunda posición en beneficio de las CPU Phenom, Sempron y compañía, y más adelante por supuesto los Ryzen.

AMD Athlon

Por eso hoy veremos el recorrido de estos procesadores con un leve repaso a su historia y evolución, para más adelante conocer los modelos actuales, diferencias con procesadores AMD Ryzen junto a los modelos más recomendables y su uso.

AMD Athlon: historia y primeras versiones hasta el Athlon 64

El recorrido de los AMD Athlon comienza en 1999, cuando el fabricante dio el gran salto por así decirlo a los procesadores de consumo general que competían directamente con las CPU propuestas por Intel. Dos Eternos rivales ya desde sus inicios hasta el día de hoy, la pugna por ver quién domina cada generación siempre ha estado presente.

Primeras versiones: AMD K7 y K75

AMD athlon socket A
AMD athlon socket A

Los AMD Athlon se conocen con el nombre en clave K7 y posteriormente K75, tratándose de unidades que estaban en el rango de los 500 a 700 MHz en la primera especificación y hasta los 1000 MHz en los K75. De esta forma se convirtió en el primer procesador de escritorio capaz de superar el GHz.

Todavía en este entonces eran procesadores muy similares a los Intel, de hecho, se conectaba a un socket llamado slot A mecánicamente idéntico al utilizado por los Intel Pentium III, aunque los voltajes y funcionamiento de pines sí que eran distintos. Estos procesadores tenían un troquel de 250 nm, que posteriormente bajaría a 180 nm en los K75 Pluto y Orion.

Estos K7 integraron mejoras en el coma flotante, aumentando su memoria caché L1 a 128 KB y L2 a 512 KB. Implementaba el bus DDR para la memoria RAM de hasta 100 MHz en Dual Channel, con 200 MHz efectivos.

Núcleo Thunderbird

AMD Athlon Thunderbird
AMD Athlon Thunderbird 1 GHz

Tras el K7 vino el núcleo Thunderbird, con un proceso de fabricación que continuaba siendo en 180 nm y que se estrenó a mediados del 2000, qué lejano parece a día de hoy. Eran procesadores con arquitectura x86 como los anteriores y posteriores, ofreciendo un rango de frecuencias entre los 600 MHz y 1,4 GHz de las unidades que aparecieron en 2001.

El método de conexión evolucionó al Socket A, siempre un zócalo de tipo PGA más pequeño y con 462 contactos basado en la interfaz EV6 que llegó a soportar memorias RAM de 133 MHz en Dual Channel en las versiones C. Al igual que los anteriores, fueron procesadores muy vendidos por superar en rendimiento a los Pentium III y primeros Pentium IV y a un precio bastante más bajo.

Te recomendamos la lectura:

La llegada del Athlon XP, a la alternativa barata del Pentium IV

AMD Athlon XP
AMD Athlon XP 2400 MHz

Claro que Intel mejoró sus Pentium IV, una de las CPU más famosas del gigante azul, y en respuesta a ello AMD lanzó sus Athlon XP en 2001. De ellos vimos un total de cuatro núcleos, el Palomino, Thoroughbred, Barton y Thorton en versiones de escritorio.

Todavía hablamos del núcleo K7, que en los Palomino alcanzaron los 1,7 GHz con la implementación de las nuevas instrucciones SSE de Intel junto a las 3DNow! que venía utilizando AMD. Este núcleo no fue un gran paso adelante en rendimiento respecto del Thunderbird.

Pasamos a la cuarta generación lanzada en 2002, que continuaba utilizando el socket A, aunque la velocidad se aumentó a los 1,8 GHz y el proceso de fabricación disminuyó a los 130 nm. Esto permitió alcanzar frecuencias de 2133 MHz en el AMD Athlon XP 2600+. Posteriormente en los Barton se aumentó la memoria caché L2 a 512 KB y la frecuencia del bus a 166 MHz DDR, mientras que la versión Thorton era simplemente un Barton con la mitad de caché L2.

Evolución al núcleo K8 o AMD Athlon 64

AMD Athlon 64
AMD Athlon 64 X2

Llegamos al 2003, una época de grandes cambios en los procesadores de escritorio con la llegada de la arquitectura de 64 bits, con ella todo cambió ya que AMD llegó a los 65 nm en sus AMD Athlon 64 3500+ y 3800+ con arquitectura Lima. En mi caso tuve un Athlon 64 3200+ que la verdad, no me dejo muy buen sabor de boca en su día. Las versiones o arquitecturas más importantes para estos procesadores fueron la Newcastle, Winchester, Venica, Orleans y Lima.

Se trataba de la octava generación de procesadores de AMD, en donde se implementaba el conjunto de instrucciones AMD64 junto a MMX, SSE/2/3, 3DNow! Bit NX, Cool’n’Quiet y también el soporte para virtualización. Por primera vez, AMD le ganó la partida a Intel en esta arquitectura de 64 bits. De hecho, Cool’n’Quiet fue el inicio del control de frecuencia dinámica de las CPU para mejorar el consumo y temperaturas. También fueron los primeros en integrar el controlador de memoria dentro del chip principal.

Es difícil englobar en solo unas cuantas líneas la gran cantidad de procesadores que se lanzaron como Athlon 64 bits, pero sus frecuencias oscilaban entre 1,8 GHz de los primeros Athlon Newcastle hasta los 3,2 GHz de los modelos de mayor rendimiento de los Athlon Windsor. Se utilizaron un total de 3 sockets para estos procesadores, el socket 754, 939 para luchar contra el LGA775 de Intel y el AM2 de 940 contactos que por fin añadió soporte para memorias DDR2.

Además del Athlon 64, surgió la variante Athlon 64 FX, una CPU similar al Opteron aunque con un rendimiento inferior a esta, pero superior a los Athlon 64 normales. De ellos tenemos nodos de 130 y 90 nm con una cache L2 de hasta 1 MB y bus de memoria hasta 1 GHz.

El paso a la serie K10, los Athlon de doble núcleo o Athlon II

AMD Athlon
AMD Athlon II

Con esto llegamos a la generación de procesadores con más de un núcleo, cuya denominación en clave es K10. Ya en K8 los AMD Athlon fueron procesadores relegados a un segundo escalón de rendimiento, y con la llegada del multinúcleo esto se hizo más patente.

Estas CPU de 10ª generación lanzadas en 2007 incluyen bastantes modelos y familias de procesadores entre los que están los Opteron, Phenom FX, X3, X4, Sempron, Turion y como no, Athlon, concretamente la serie 6, 4 y Athlon X2 que incluyen CPU de 2 y 4 núcleos de prestaciones intermedias. No contaban con memoria caché L3 a diferencias de los Phenom de superior rendimiento.

Las arquitecturas aquí continúan con nombres bastante bizarros como Llano, Propus o Rana, y posteriormente algunos que nos sonarán más como Richland, Kaveri, Carrizo y Bristol Ridge, que oscilan entre los 45 y 28 nm, un descenso de litografía que se va acercando a los modelos actuales, y además con 2, 3 y hasta 4 núcleos que, por supuesto corresponden a los Athlon X2, X3 y X4. En ellos se utilizaba el socket AM2 para las versiones X2, AM2+ para las versiones X3 y FM2/+ para los X4.

Precisamente los AMD Athlon X4 son contemporáneos a la serie A de AMD, que aún se comercializa y que fueron lanzados en 2013. La diferencia entre ellas es que la serie A cuenta con gráficos integrados, mientras que los Athlon no. Claro que esto ocurre concretamente en los X4, ya que las APUs llegaron con la arquitectura Llano comentada anteriormente en 2011. (ojo, no debemos confundir estos X4 con los actuales)

Sin extendernos más en esta breve referencia histórica, vamos a centrarnos en los modelos actuales, que son muchos y variados.

Arquitectura actual AMD Athlon basados en Zen

AMD Athlon
AMD Athlon 220GE y 240GE

Llegamos así a la actualidad, en donde el panorama de los AMD Athlon luce bastante más claro en cuanto a modelos y variantes por haber bastantes menos y orientarse claramente a equipos de escritorio de bajo costo pensados para trabajar y consumir contenido multimedia.

El proceso de fabricación que se utiliza actualmente en estos procesadores es el de 14 nm, cuya denominación como todos sabéis es la de Zen, y no, todavía no se ha dado el paso a los 12nm ni mucho menos a los 7 nm en estos procesadores. Todas estas CPU ofrecen gráficos integrados de buenas prestaciones en su interior.

Necesitaremos hablar de la arquitectura Raven Ridge para escritorio además de las versiones portátiles Picasso y Dalí como últimas novedades para portátiles.

APU con gráficos integrados Radeon Vega

Por ello en primer lugar vamos a realizar una breve explicación sobre los gráficos integrados que implementan estos procesadores, que concretamente es una iGP (integrated graphics processor) AMD Radeon Vega 3.

AMD Athlon

Se trata de una GPU integrada en los procesadores para escritorio y portátiles de gama de entrada. Se comenzaron a utilizar en 2018 en procesadores Ryzen 3 como derivación de la arquitectura GCN utilizada en las tarjetas gráficas dedicadas de AMD. En la actualidad también es utilizado en las APU AMD Athlon, de las que aquí hablamos.

Esta GPU en concreto cuenta con 3 núcleos o CU construidos en 14 nm provistas de 192 shaders trabajando a una velocidad de hasta 1100 MHz. El TDP se sitúa entre los 12 y 25W y utilizarán parte de la memoria RAM como VRAM, concretamente soporta memorias de tipo DDR4-2400 MHz.

Tengamos en cuenta que esta GPU puede llegar hasta los 11 núcleos y 704 shaders, aunque esta versión solamente está disponible para los AMD Ryzen 5 3400G y 2400G, mientras que hay variantes Radeon Vega 8 para los procesadores Ryzen 3 2200G y 3200G. Los Athlon por su parte solamente se quedan con los Vega 3.

Esta GPU es compatible con DirectX 12 y ofrece un rendimiento similar a una Nvidia GeForce 910M. Pero lo más coherente sería compararlos con los gráficos integrados de los procesadores Intel que por supuesto son los rivales directos, y en concreto los Intel Pentium Gold. Estos gráficos Vega 3 ofrecerán un rendimiento ligeramente superior a los Intel UHD Graphics 620 y muy similar a los UHD 630, que tienen exactamente los mismos shader con 192, y una frecuencia de reloj de 1000 MHz.

Arquitectura Raven Ridge

AMD Athlon
AMD Athlon 220GE

Sabiendo con detalle las características de los gráficos integrados de los AMD Athlon, ya solo nos tenemos que centrar en sus características técnicas. Y comenzaremos con los procesadores de escritorio de arquitectura Raven Ridge de los cuales tendremos:

A decir verdad, las diferencias entre ellos son muy pocas, y nosotros hemos realizado los análisis de todos ellos, y ya avisamos de que la mejor compra será el 220GE en rendimiento/precio. Claro que con la llegada del Athlon 3000G será este la mejor opción.

Estos procesadores cuentan en total con 2 núcleos y 4 hilos de procesamiento construidos en 14 nm Global Foundries, en sus tres versiones. Lo que cambia es la frecuencia de trabajo, que en el 200GE es de 3,2 GHz, en el 220GE es de 3,4 GHz y en el 240GE asciende hasta los 3,5 GHz. Se trata en estos casos de una frecuencia fija, lo que indica que no habrá modo base o turbo.

Los modelos tienen un total de 4 MB de memoria caché L3, 2x 512 KB de caché L2 y una caché dividida de instrucciones y datos en cada núcleo físico de 64 y 32 KB respectivamente. El socket en el que se montan será el PGA AM4 con un total de 1331 pines de contacto instalados sobre la misma CPU, siendo exactamente el mismo que el de los Ryzen. De hecho, ni siquiera el TDP cambia, siendo de 35W fijos con una solución térmica basada en un bloque de disipación de aluminio cuadrado con ventilador Axial y mecanismo de instalación rápida.

AMD Athlon
Disipador stock AMD Athlon

Los tres cuentan con gráficos integrados AMD Radeon Vega 3 trabajando a 1000 MHz y soportando salida de vídeo 4K@60 FPS bajo interfaz HDMI o DisplayPort integrada directamente en las placas base. Esto deja bien claro que es une CPU recomendada para equipos económicos en los que no se prevé implementar gráficos dedicados.

El resto de especificaciones consisten en soporte para 32 GB de memoria RAM DDR4 a 2667 MHz en Dual Channel, capacidad para soportar temperaturas Tj Die (núcleo) de 95 grados y un TDP de tan solo 35W. Sobra decir que el multiplicador del procesador está bloqueado en estas procesadores por sr de gama de entrada.

Estas CPU compiten en general con los Intel Pentium Gold o Pentium G como por ejemplo el G5400, G4560, etc, los cuales tienen gráficos integrados Intel HD 610, en donde estas versiones de AMD no tienen problemas en superarlas. Y además su precio es más competitivo que las CPU de Intel, por lo que todo dependerá de nuestra confianza en un fabricante u otro.

AMD Athlon 3000G. la alternativa de entrada con OC

AMD Athlon 3000G
AMD Athlon 3000G

El caso del Athlon 3000G es un tanto especial, pero es una CPU que también se basa en el núcleo Raven Ridge, y por tanto es de 14 nm, aunque se expandieron bastantes dudas en la comunidad sobre si era de 12 o 14 nm. El fabricante en este caso lo deja bien claro en las specs.

La CPU es exactamente igual que los anteriores en muchas de sus especificaciones, por ejemplo, cuenta con 2C/4T trabajando a 3,5 GHz al igual que el 240GE. Así mismo tiene una memoria caché L1 de 192 KB, caché L2 de 1 MB y caché L3 de 4 MB con TDP máximo de 35W con TjMax de 95⁰C. Soporta un total de 64 GB DDR4-2667 MHz con perfil XMP 2.0 hasta 3600 MHz o superior. Por ultimo repetimos con gráficos integrados Vega 3, aunque esta vez corren a 1,1 GHz.

La principal novedad en este apartado es que tenemos los núcleos desbloqueados, lo cual indica que es una CPU que soporta overclocking y no solo en la CPU, sino también en la GPU. De hecho, en nuestras pruebas conseguimos alcanzar los 4,025 GHz en sus dos núcleos a 1,4V, mientras que los gráficos integrados consiguieron elevarse hasta los 1609 MHz a 1,25V.

Sin duda es un gran margen de maniobra para una CPU de entrada, que pretende competir directamente con los Intel G5400. Estos procesadores de la marca azul no soportan OC y además sus gráficos integrados son los HD 610, así que esta CPU de AMD no tiene mayores problemas en superarla y por un precio de solo 53 euros.

AMD Raven Ridge Mobile Picasso y Dalí

AMD Athlon

A los procesadores de escritorio AMD Athlon debemos sumarle las variantes para portátiles, que en la actualidad se basan en un nodo basado en arquitectura Raven Ridge a 14 nm y que conoceremos por Picasso en los nuevos Athlon de la serie 3000. Pero una nueva iteración estaría casi preparada, tratándose de los nuevos nodos con arquitectura Dalí que dotarían a estos Athlon Mobile de proceso de fabricación en 7 nm al igual lo Renoir para AMD Ryzen Mobile, así parece ser, aunque aún es pronto para afirmarlo.

Centrándonos en los procesadores en venta actuales, tenemos arquitectura Raven Ridge basada en Zen con 14 mn. Hablamos concretamente de los AMD Athlon Gold 3150U y AMD Athlon Silver 3050U, que hasta en eso han copiado la nomenclatura de Intel para sus Pentium.

El AMD Athlon Gold 3150U es una CPU prácticamente recién lanzada, concretamente en enero de 2020 que cuenta con 2 núcleos físicos y 4 lógicos Picasso a 14 nm trabajando a una frecuencia entre los 2,4 y 3,3 GHz y contando con una memoria caché L3 de 4 MB y TDP de solo 15W. En su interior tenemos gráficos integrados Radeon Vega 3 a 1100 MHz. Esta CPU la hemos podido ver listada para portátiles HP, aunque seguramente la montarán más equipos de las principales marcas.

Por su parte, el AMD Athlon Silver 3050U desciende un poco sus prestaciones con 2 núcleos físicos y 2 lógicos trabajado entre 2,3 GHz y 3,2 GHz con un TDP de también 15W. Sería la CPU más básica de estos dos modelos de 2020, aunque contaría con exactamente los mismos gráficos integrados Vega 3 a 1,1 GHz. Así que serán una buena actualización para los equipos de gama baja basados en AMD Serie A.

Por último, la arquitectura Dalí promete ser una verdadera actualización para equipos de la gama de entrada. Esta vez sí tendríamos nodos en 7 nm basados en Zen 2, junto a gráficos Radeon Vega. Todavía no es una información demasiado clara, pero muy pronto sabremos qué es lo que tenemos realmente en el interior de esta nueva generación.

AMD Athlon X4 900

AMD Athlon
AMD Athlon X4 970

Todavía merece la pena darles un buen repaso a estos procesadores de 4 núcleos lanzados en 2017, por esta aún vigentes en las listas de la marca roja. Sin duda no son procesadores demasiado actuales, al contar con nodos de 28 nm basados en arquitectura Bristol Ridge, y por tanto continuación de los procesadores Carrizo.

El aspecto positivo de estos procesadores es que utilizan socket AM4, por lo que, en principio, es posible utilizarlos en las mismas placas que AMD Ryzen, claro que tendremos que ver si ofrecen compatibilidad. Eso hace que cuente compatibilidad con memorias DDR4-2400 MHz, siendo una pequeña evolución respecto al socket FM2+.

En total tenemos tres procesadores en circulación, los AMD Athlon X4 970, 950 y 940. Todas ellas cuentan con un total de 4 núcleos físicos y 4 lógicos, y lo que varía serán las frecuencias de trabajo mínimas y máximas que serán en cada caso: 3,8/4,0 GHz, 3,5/3,8 GHz y 3,2/3,6 GHz. Estos procesadores no tienen memoria caché L3, y su memoria L2 máxima será de 2 MB en todos los casos, así como su TDP de 65W.

Pensamos que a día de hoy no son unos procesadores demasiado atractivos para su compra, ya que su rendimiento es igual o inferior a los Athlon 200, con un precio similar. No obstante, es interesante conocerlos para saber “separar la paja del grano” como se suele decir.

AMD Athlon vs AMD Serie A

AMD A12
AMD A12-9800

Tas ver todos los AMD Athlon que tenemos actualmente disponibles en el mercado, toca hacer pequeñas comparativas entre procesadores que se venden de forma paralela a estos o que tienen un coste similar.

Y un ejemplo claro serán los procesadores de la serie A, tratándose de APU con prestaciones de gama de entrada que están disponibles tanto en equipos de escritorio como portátiles. Estos procesadores cuentan con gráficos AMD Radeon RX, y por tanto basados en arquitectura Polaris de la generación anterior.

De ellas tenemos modelos A6 con 2 CPU + 6 GPU, A8 con 4 CPU + 6 GPU, A10 con 4 CPU + 6 GPU y finalmente A12 con 4 CPU + 8 GPU. En estos procesadores AMD apostó fuerte por unos gráficos integrados que actualmente ha sido ampliamente superados por la generación Vega. Estos procesadores también son compatibles con el socket AM4, y utilizan nodos de 28 nm al igual que los Athlon X4, no por nada son una versión anterior lanzada en 2016.

No disponemos de análisis de este tipo de procesadores, pero un ejemplo claro que podemos poner es que el rendimiento de un AMD A12-9800 es un 10% menor que el de un Athlon 220GE, mientras que un 240GE o 3000G serían un 15% más rápido. Esta es razón más que suficiente como para descartar de forma directa estas CPU ya desfasadas.

AMD Athlon vs Ryzen

AMD Ryzen 5 3400G
AMD Ryzen 5 3400G

En la otra cara de la moneda tenemos los AMD Ryzen, claramente superiores a estos AMD Athlon al igual que ocurre entre los Intel Core x y los Pentium. En concreto, la comparativa más clara que se puede hacer es con las APU Ryzen, hablamos de los AMD Ryzen 3 2200G, Ryzen 5 2400G, Ryzen 2 3200G y Ryzen 3400G.

Lo cierto es que en el caso de AMD es para mirárselo, ya que los dos últimos procesadores comentados son de largo, la mejor opción que hay en la gama media. Estos AMD Ryzen basados en Zen+ con nodos de 12 nm son realmente asequibles, especialmente las versiones Ryzen 3 a unos 15 euros más caros que los Athlon 220GE o 240GE. Si bien es cierto que el Ryzen 5 sube considerablemente hasta el doble de precio.

Pero vamos a ver las diferencias clave entre las APU Ryzen y las APU Athlon, para poneros en situación. Para empezar, son procesadores de 4 núcleos físicos en 14 y 12 nm para la generación 2000 y 3000 respectivamente y con la arquitectura basada en Ryzen. Esto ya es una razón de peso para optar por ellas, gracias a un rendimiento muy superior y al contar con núcleos físicos. Esto significa que en cargas de procesamiento altas, nos van a dar un extra.

Por otro lado, el nivel de prestaciones gráficas también es muy superior, ya que en este caso cuenta con Radeon Vega 8 y Radeon Vega 11 que incluso nos darán un rendimiento suficiente como para jugar a 720p a juegos actuales y a 1080p a juegos de anteriores generaciones. También en este sentido son mejor opción que los Athlon.

Respecto a los AMD Ryzen normales, tenemos una gran diferencia al no ser procesadores con gráficos integrados, por ello requieren sí o sí de una tarjeta gráfica dedicada. Su rendimiento es muy superior a los AMD Athlon, y también a las APU Ryzen.

Ventajas, indicaciones y uso de los AMD Athlon actuales

AMD Athlon

En vista a lo anteriormente citado, puede que os hayáis quedado aún con más dudas sobre cuándo comprar un AMD Athlon y cuando optar por procesadores Ryzen. A esto lo sumamos la presencia de los procesadores de Intel como es lógico, aunque más o menos hemos ido viendo las equivalencias entre ambos fabricantes. Hagamos un resumen para que todo sea más claro.

Ventajas

  • Son procesadores muy económicos, por debajo de los 100 euros en todas las variantes comercializadas.
  • Arquitectura en 14 nm actualizada, doble núcleo y 4 hilos aptos para carga baja y media de procesos, por ejemplo, trabajos de ofimática, reproducción multimedia, edición de texto y trabajos ligeros por así decirlo.
  • Buen rendimiento gráfico con Radeon Vega para ejecutar juegos de generaciones anteriores en 720p y reproducir contenido multimedia en 4K@60 FPS.
  • Son compatibles con las plataformas actuales, ya que el socket utilizado es AM4 y en la actualidad existen muy buenas placas A320 y B450 compatibles.
  • Además, son compatibles con memorias DDR4 a altas frecuencias y en Dual Channel
  • Excelentes temperaturas a máximo rendimiento por su bajo TDP e ideales para montar en Mini PC multimedia
  • Alta compatibilidad con los chipsets AMD así como con memoria RAM y otros componentes

Cosas a tener en cuenta

  • Su arquitectura aún no ha dado el paso a los 12 ni 7 nm, confiamos en que pronto será así para actualizar la plataforma
  • Todos los Athlon son procesadores de 2 núcleos físicos y 4 lógicos, excepto los ya antiguos Athlon X4. Esto significa que el rendimiento va a ser siempre inferior a una CPU de 4 núcleos real
  • En la actualidad tanto en rendimiento como en precio están muy cerca de los Pentium Gold y Silver de Intel, contando con frecuencias y relojes similares, aunque su GPU es ligeramente superior a la marca azul.
  • La diferencia de rendimiento entre las distintitas variantes Athlon es muy similar como ya hemos visto, así que lo sabio será optar por un modelo intermedio que equilibre el precio y el rendimiento.
  • El nuevo integrante AMD Athlon 3000G es de similar rendimiento que los Athlon 200, 220, 240GE, pero además con capacidad de overclocking y un gran precio, por lo que es, de largo, la mejor a día de hoy.
  • Por otro lado, los AMD Ryzen 3 2200G y 3200G ofrecen mejor rendimiento en procesamiento y gráficos solamente de 15 a 20 euros más caros, siendo una opción ideal para torre Micro ATX o incluso ITX.

Uso

  • Opción ideal para montaje en MiniPC, por ejemplos equipos Asus, HP, Acer o AsRock. Siendo una gran opción por consumo y temperaturas
  • No utilizarlo si pensamos añadir una GPU dedicada para jugar, ya que no tiene sentido alguno
  • Tampoco utilizarlo si pensamos montar un equipo para diseño profesional como CAD, BIM o posible renderizado, ya que no dan la talla
  • Si es una opción ideal para equipos destinados a estaciones multimedia, incluso como servicio Plex en sustitución de un NAS
  • De igual forma, son una opción ideal para estaciones de trabajo de ofimática, edición de fotografía y trabajos ligeros, ya que su GPU soporta 4K@60 FPS

Procesadores AMD Athlon más recomendables

Sin más, os dejamos con los procesadores AMD Athlon más recomendables a día de hoy. Obviamente serán poquitos, pero son un éxito de compra asegurada si buscáis un uso de los citados en el apartado anterior.

AMD Athlon 200GE: la opción más barata

Rebajas
AMD Athlon 200GE 3.2GHz 4MB L3 Caja - Procesador (AMD Athlon, 3,2 GHz, Zócalo AM4, PC, 14 NM, 200GE)
  • Familia de procesador: AMD Athlon
  • Frecuencia del procesador: 3.2ghz
  • Número de núcleos de procesador: 2
  • Socket de procesador: socket am4
  • Componente para: PC

Última actualización el 2020-05-12

AMD Athlon 3000G: la mejor opción, de largo

Última actualización el 2020-05-22

Conclusiones

Hasta aquí ha llegado nuestro artículo sobre los procesadores AMD Athlon. Hemos repasado su recorrido en la historia del fabricante, y hemos citado prácticamente todas las CPU Athlon actuales con sus características y rendimiento.

Como en todos los frentes abiertos por el fabricante, serán procesadores que se irán actualizado continuamente, y con ellos nuestro artículo para estar siempre a la última en modelos recomendados, prestaciones y rivales más directos.

Ahora os dejamos con más guías de hardware interesantes para completar vuestra compra y montaros un PC en condiciones.

¿Por qué de decantas, Intel o AMD y por qué? Cuéntanos tu experiencia con estos procesadores Athlon y cuál crees que es la mejor opción.

Los datos de carácter personal que nos facilite mediante este formulario quedarán registrados en un fichero de Miguel Ángel Navas Carrera, con la finalidad de gestionar los comentarios que realizas en este blog. La legitimación se realiza a través del consentimiento del interesado. Si no se acepta no podrás comentar en este blog. Puedes consultar Política de privacidad. Puede ejercitar los derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición en info@profesionalreview.com
Botón volver arriba
Cerrar