Tutoriales

Placa base barata: desventajas y por qué no merece la pena

Cuando hablamos de placa base barata, nos estamos refiriendo a aquellas que se nos ofertan por precios muy económicos cuando con chipsets que deja mucho que desear. Y dirás, hay buenas marcas detrás, pero lo cierto es que ofrecen una serie de desventajas insalvables si alguna vez quisiéramos ampliar la potencia de nuestro PC

Placa base barata

Es por eso que hoy vamos a ver por qué motivos no merece la pena comprar una placa base barata. Quédate en este breve artículo para salir de dudas y conocer de forma básica que elementos debes tener en cuenta a la hora de hacer tu compra.

¿Por qué hay placas desde 30 euros hasta 1000 euros?

Pues muy fácil, porque hay personas que se lo pueden permitir y lo cierto es que a veces tan estúpido es comprar una placa de 30 euros, como una de 1000, al menos para mí carece de sentido alguno.

Una placa base es una compleja placa construida en fibra de vidrio y otros elementos ignífugos en donde se distribuye un circuito integrado que es capaz de interconectar todos los periféricos y hardware que compone un ordenador. Sin una placa base, una CPU no serviría absolutamente para nada, ya que no seríamos capaces de conectar elementos tan importantes como el disco duro, la pantalla o simplemente el ratón y teclado.

Pues bien, el elemento principal en el que necesitamos fijarnos en una placa base, es el chipset. Éste elemento va a determinar en gran medida si una placa base es barata o es cara, y vamos a razonarlo dentro de un momento. Pero existen otros motivos como la refrigeración, el número de puertos de conexión, su socket, memoria RAM, etc., que también influyen en este asunto.

Desventajas de una placa base barata

Después de esta pequeña introducción veamos los elementos claves que determinan cuándo una placa te va a servir tan solo unos meses, o más de 5 años.

Disipadores y VRM

Placa base barata 01

El VRM es la entrada y reparto de la alimentación eléctrica de la placa. Y sin duda es en este asunto en donde podría diferenciarse más una placa base barata de una decente.

El VRM se divide en fases de alimentación, y por lo general, mientras más fases tenga una placa, mejor será capaz de repartir la corriente a los componentes, sobre todo la CPU. No siempre es así, ya que a veces una fase no es capaz de dar la capacidad teórica, y un VRM malo de 12 fases es igual a uno de 6 fases bueno. La única forma de saber esto es haciendo pruebas y viendo opiniones de otros usuarios, ya que los fabricantes no dan detalles.

Pues bien, una CPU tiene un TDP (Thermal Design Power) determinado, y en todas las ocasiones es superado cuando exigimos el máximo de ésta. Si tenemos una mala placa, el VRM será malo y no alimentará como debe la CPU, provocando fallos de rendimiento e incluso reinicios por no ser capaz de entregar la energía suficiente. Es más, podría acortar la vida de nuestra CPU e incluso quemarse si exigimos demasiado.

Además, los VRM se calientan mucho, ya que pasa mucha intensidad de corriente por ellos. Por eso son necesarios disipadores, así que asegúrate de que la placa que compres incluye disipadores en la zona, porque si tu CPU es potente, podrían ser vitales.

El chipset

Si hay un elemento diferencial, casi más importante en una placa que la CPU, es el chipset. Este chip o conjunto de chips se encarga de interconectar los periféricos y el almacenamiento a la CPU creando un bus de datos que puede llegar a ser muchas veces un gran cuello de botella en una placa base. En la actualidad, el chipset también se llama puente sur, ya que el tradicional puente norte se ubica directamente dentro de la CPU, y gestiona la conexión de las ranuras PCIe x16 y memoria RAM.

Pues bien, la capacidad de este chipset se va a medir mediante en LANES o líneas de datos, y obviamente, mientras más líneas, más capacidad de transportar datos tendrá. En consecuencia, más dispositivos se podrán conectar sin que la placa se sature.

El chipset de la placa base directa o indirectamente influye en los siguientes elementos:

  • Almacenamiento: muy importante, ya que un chipset barato o de antigua generación no va a ser capaz de manejar la velocidad de las unidades NVMe M.2 de nueva generación, y son el futuro actual e inmediato.
  • Puertos USB: mientras menos potente sea un chipset, menos puertos USB podrá tener, y hoy día menos de 6 por placa casi no nos podremos permitir. Además, serán puertos USB 2.0, mucho más lentos que los 3.0 y 3.1.
  • Velocidad de CPU y memoria RAM: no tiene sentido comprar un chipset básico, por ejemplo, el H310 para instalar una CPU Intel Core i7-8700K. Ni tampoco memorias RAM de alta frecuencia. Primero porque son elementos mucho más potentes que éste, y segundo porque desaprovechamos el potencial del hardware completamente.

Placa base barata 02

Qué chipsets mirar

Tampoco vamos a poner aquí la lista entera de chipsets ni de especificaciones del mercado, pero hay una serie de chipsets que son los que realmente debemos tener en cuenta en nuestra compra.

Chipsets de Intel recomendados:

  • Gama Z: Z370, Z390 son los chipsets que permiten overclocking en las CPU de gama alta de Intel. Presentan 24 carriles PCI y hasta 14 puertos USB.
  • Gama B de nueva generación: B365, B360 y B250 en este orden. Son chipset que no permiten overclocking, pero se presentan con 12 y hasta 20 carriles PCI en el nuevo B365 y 14 puertos USB.
  • Gama X: X299 y X99, siendo los chipset de la anterior y nueva generación de procesadores de Intel para los procesadores tope gama de escritorio.
  • Los próximos Intel 400 y 495 de próxima generación: con soporte de Wi-Fi 6 y CPU de 10 nm. Pero aún queda tiempo para esto.

Chipsets AMD recomendados:

  • Gama X: X399, X470 y X370 para equipos con Ryzen de primera y segunda generación que permite overclocking de alto nivel y permiten múltiples GPU y hasta 18 puertos USB. En el caso del X399 está destinado a los Ryzen Threadripper, las CPU más potentes de AMD. No confundir con los Intel de la gama X.
  • Gama B: B450 y B350, que son los chipsets de inferior rango a los anteriores, aunque aún soportan overclocking. Un poco más recortados en recursos como la incapacidad para multi GPU pero aún con capacidad para mover buenos equipos gaming.
  • Los próximos X570 y B550: destinados a la gama alta y media de los nuevos procesadores Ryzen 3000 que llegarán en junio de 2019.

El socket y la memoria RAM. Cuidado con la compatibilidad

Otro aspecto que debemos mirar siempre es que el socket de la placa base que queremos comprar sea el correcto para la CPU que tenemos o para la que deseamos comprar. Lo que queremos decir, es que no solamente debemos mirar que una placa tenga el socket LGA 1151 y pretendamos comprarnos un Core i5-8400 por ejemplo, sino que la información de la compatibilidad es fundamental.

Placa base barata 03

Mucho cuidado con fijarnos en la generación del procesador y en la generación y listas de CPU que soporta el chipset de la placa. Por ejemplo, existen placas que solo soportan 6ª y 7ª generación y otros que solo soportan 8ª y 9ª, nunca las cuatro juntas. Evidentemente, debes comprar una CPU acorde a la placa, de nada vale gastar 60 euros en un chipset B250 si queremos colocar una CPU de la familia K (desbloqueada).

Lo mismo ocurre con la memoria RAM, necesitamos conocer tecnología soportada (DDR4), cantidad de memoria (GB) y velocidad (MHz). Los chipsets más básicos no van a soportar por ejemplo 64 GB de memoria y ni mucho menos velocidades mayores a 4000 MHz con perfil XMP. Un perfil XMP se trata se implementar una velocidad de memoria DDR4 superior a la básica de 2133 MHz, y no todos los chipsets ni placas lo soportan.

Almacenamiento y puertos de conexión

Placa base barata 04

Una placa base barata va a tener 100% seguro menos capacidad para almacenamiento. Las limitaciones del chipset son insalvables, y tened en cuenta que los LANES de un chipset Z390 de una placa de 100 euros van a ser exactamente los mismos que los de una placa de 500. Luego estará la optimización que el fabricante haga y cómo los utilice, pero las limitaciones son las mismas.

Esto se pone más de manifiesto con las placas baratas y chipset poco potentes. Si estás pensando en comprarte a corto-medio plato un SSD M.2 PCIe, entonces opta por un chipset de las gamas que hemos propuesto anteriormente, ya que de hacer lo contrario tu unidad puede que no sea compatible. Las ranuras M.2 soportan tanto SATA como PCIe, y por supuesto SATA es muchísimo más lento, y es la interfaz usadas en placas mediocres.

Lo mismo ocurre con los puertos USB principalmente. Recordemos que un USB 2.0 trabaja a 480 Mbps, mientras que los puertos USB 3.1 Gen1 y Gen2 llegan a los 5 Gbps y 10 Gbps respectivamente. ¿Para qué podrías querer una placa solo con puertos USB 2.0 a estas alturas? ¿O con tan solo 4 puertos? Invierte siempre en algo que esté un poco por encima de tus expectativas de uso.

Capacidad de ampliación de hardware

Placa base barata 05

Por último y coincidiendo con todo los demás, estará la capacidad de actualización de una placa base. Una placa base barata traerá lo justito para el hardware básico, esto implica que su capacidad de ampliación está muy limitada. Es lo mismo que ocurre con los portátiles baratos.

Recuerda que el pack placa + CPU + memoria RAM es siempre crítico a la hora de actualizar un PC. Nunca compres como nueva, una placa de una generación de la que ya no se venden componentes o es difícil encontrarlos, por ejemplo, una placa con chipset Z270 para CPU de 7ª generación. Gástate un poco más en lo último que haya en el mercado, te prometemos que lo agradecerás a largo plazo.

Recuerda que lo barato, casi siempre sale caro, esta es una regla de oro al intentar gastar lo mínimo posible.

Conclusión y enlaces interesantes

Pues hasta aquí llegan las razones por las que una placa base barata es muy diferente a una cara o al menos de un coste “normal”. No siempre es de sabios ir a lo más barato, sobre todo en electrónica. La tecnología avanza muy rápido y un PC con una mala base se puede quedar obsoleto en cuestión de meses, y no quieres eso ¿verdad?

Fíjate bien en su chipset, en las placas que analizamos, para estar al corriente de lo que incorporan y de nuestras valoraciones. Y sobre todo mira su ficha técnica y estos artículos para saber más acerca de los componentes que debes conocer:

Pues nada, esperamos que te haya sido útil este artículo para convencerte de que no siempre una placa base barata es lo mejor ¿Qué elementos crees que influyen más además de los que hemos comentado?

Cargar más

José Antonio Castillo

Graduado en Ingeniería en Tecnologías Industriales. Amante de la informática, el gaming y casi cualquier deporte de motor.
Los datos de carácter personal que nos facilite mediante este formulario quedarán registrados en un fichero de Miguel Ángel Navas Carrera, con la finalidad de gestionar los comentarios que realizas en este blog. La legitimación se realiza a través del consentimiento del interesado. Si no se acepta no podrás comentar en este blog. Puedes consultar Política de privacidad. Puede ejercitar los derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición en info@profesionalreview.com
Botón volver arriba
Cerrar