Mejores monitores inalámbricos

Los dispositivos y periféricos inalámbricos son cada vez más populares, ya que permiten una mayor comodidad al no depender de cables. Sin embargo, aún había algunos periféricos que no habían sucumbido a esta moda, como es el caso de los monitores. Actualmente, ya se comienzan a ver tanto monitores inalámbricos como smart TVs inalámbricas. Todo está avanzando muy rápido gracias a la robustez y velocidad de las nuevas tecnologías de conectividad inalámbrica.

Es verdad que aún existen pocos modelos, y que no son muy conocidos por la mayoría de usuarios. Pero los monitores inalámbricos pueden ser una opción excepcional para muchos usuarios que quieren eliminar el cableado de sus escritorios o para los que se llevan la pantalla de un lugar a otro.

Revisa también:

¿Qué es un monitor inalámbrico?

mejor monitor inalámbrico

Cuando hablamos de un monitor convencional, generalmente implica conectar el cable de alimentación al monitor y a una toma de corriente y también conectar el cable que lleva la señal de vídeo hasta el monitor. Por tanto, tendremos dos cables conectados a este periférico de salida. Sin ninguno de esos cables funcionaría, ya que son imprescindibles.

En cambio, en un monitor inalámbrico se emplea un dongle inalámbrico o un receptor inalámbrico integrado en el propio monitor para evitar la necesidad de cables. A veces se pueden usar tecnologías de conectividad inalámbrica como puede ser WiFi o Bluetooth. Por eso, es importante comprobar la compatibilidad de la tecnología empleada con tu PC, ya que pasa igual que con los cables HDMI, DisplayPort, etc., que deben ser compatibles o no podrás conectarlos…

Ventajas y desventajas

Los monitores inalámbricos tienen grandes ventajas, pero también tienen sus propios inconvenientes:

  • Ventajas:
    • Permiten mayor comodidad al no necesitar cables siempre y cuando estén dentro de la zona de cobertura inalámbrica.
    • A nivel estético eliminan el desorden de los cables en los escritorios.
    • Se pueden transportar más fácilmente, e instalar también más fácilmente.
    • También permiten ser compartidos con otros dispositivos que quieras conectar al monitor inalámbrico sin necesidad de estar conectando y desconectando cables.
  • Desventajas:
    • La señal puede sufrir interferencias.
    • No puedes salir de la zona de cobertura para no perder la conexión.
    • Podría reducirse la calidad de imagen.
    • Pueden tener un coste superior a los tradicionales.

Mejores monitores inalámbricos

En cuanto a los mejores monitores inalámbricos, tenemos los siguientes:

HP U27

No products found.

Uno de los mejores monitores inalámbricos es el HP U27, un monitor de 27 pulgadas que se puede usar tanto para el trabajo diario como para el entretenimiento gracias a que, a pesar de ser inalámbrico, tiene una latencia reducida. Por tanto, la transmisión es veloz y de alta calidad. De hecho, soporta imágenes con resolución de hasta 4K.

No parecerá que estés trabajando con un monitor inalámbrico, ya que la imagen es bastante realista. Además, también integra unos altavoces de una calidad sonora decente. Y su panel infinito hace que se maximice la superficie utilizada por la pantalla, sin apenas marcos.

En cuanto a la tecnología de este panel, es de tipo LCD LED IPS, con un tiempo de respuesta rápido, buena frecuencia de refresco, excelente precisión de color, y buen brillo. Por tanto, es una pantalla bastante consistente casi para cualquier tarea.

Y, por supuesto, lo más importante es que despeja todo el entorno de cables molestos gracias a su conectividad inalámbrica. Y para mayor comodidad, también tiene un soporte ajustable en altura e inclinación para adaptarlo a tus necesidades.

HUAWEI MateView

HUAWEI MateView 28" (71,63 cm) 4K + UHD IPS Wireless Monitor, 98% DCI-P3, Diseño Delgado, Smart Bar (3840 x 2560, 3:2, HDR 400, HDMI, Full Function USB-C), Eye Comfort, De. Versión Deslizante. Plata
  • Pantalla 4K+ Ultra HD: la impresionante pantalla 4K+ Ultra HD del HUAWEI MateView. 1,5 millones de píxeles más que el estándar 4K y la pantalla de 28,2 pulgadas proporcionan una imagen más grande y clara en el trabajo y en la vida cotidiana.
  • 98% DCI-P3 Amplia gama de colores: el espacio de color del 98% DCI-P3 hace que los proyectos de diseño, edición de fotos y películas sean una experiencia de visualización. Gracias a la alta precisión de color de ΔE<2 calibrada individualmente en cada HUAWEI MateView, puedes experimentar todos los colores aún más realistas.
  • Alto rango dinámico (HDR): Sumérgete en colores intensos con la pantalla con certificación VESA DisplayHDR 400 de HUAWEI MateView. El brillo máximo de 500 cd/m2 es ideal para ver cada detalle en la pantalla.
  • Diseño delgado y ultrafino: el HUAWEI MateView combina un concepto de diseño minimalista con la tecnología más avanzada de forma natural. El marco y el soporte de aleación de aluminio de alta calidad proporcionan un acabado elegante y claro.
  • Todo lo que el corazón desea: 3:2 Relación de aspecto, 94% de velocidad de pantalla a cuerpo: todo el contenido de un vistazo: La impresionante relación de aspecto 3:2 permite a HUAWEI MateView mostrar hasta un 18,5% más de contenido de imagen en vertical que el formato estándar 16:9.

Última actualización el 2024-04-13

Otra alternativa al anterior es el chino Huawei MateView. Este monitor cuenta con 28.2 pulgadas y una resolución de 4K (3840x2560px). Además, cuenta con una relación de aspecto de 3:2, lo que lo convierte en una opción interesante si buscas monitores más altos.

Este monitor inalámbrico es uno de los más recomendables si lo que estás buscando es un monitor gaming, ya que rinde bastante bien en videojuegos. Con sus 9,8 píxeles ofrece una gran calidad de imagen, con alta densidad de píxeles para ofrecer mayor nitidez. Y si eso te parece poco, solo tiene un tiempo de respuesta de 8 ms, con una frecuencia de refresco de 60 Hz, lo que no está mal si se considera que es inalámbrico.

En cuanto a su panel, tenemos también un LCD LED IPS, con una profundidad de color de 10-bit. En cuanto a las conexiones, también incluye para conectar cable HDMI y miniDisplayPort si lo necesitas, junto con dos puertos USB-A, dos USB-C, y un jack para auriculares.

Lenovo L15

Rebajas
Lenovo L15 Monitor Portátil, FHD, IPS, 60 Hz, 6 ms, 2 x USB-C, USB 2.0, Cable USB-C a USB-C, Ajuste de inclinación/Altura, Color Negro, 15.6 Pulgadas
  • Pantalla de 15,6 inch con resolución FHD (1920 x 1080 pixeles), 250 nits, panel IPS, antirreflejos
  • Relación de aspecto 16,9 y relación de contraste 1000,1
  • Tiempo de respuesta de 6ms y frecuencia de actualización de 60 Hz
  • Puertos 2 x USB-C, 1 x USB 2,0, cable USB-C a USB-C incluido en la caja
  • Amplio ángulo de visión (178 grados178 grados) sin distorsiones de color ni reflejos

Última actualización el 2024-04-13

Lenovo 15 también es otro de los monitores inalámbricos que deberías considerar, con un diseño portátil para llevar de un lugar a otro. Y resulta bastante asequible. Puede ser una buena opción para usar para tu portátil y viajar con él como monitor externo.

Este monitor de la marca china cuenta con un panel IPS, resolución FullHD, un tamaño de 15.6″, relación de aspecto de 16:9, contraste de 1000:1, tiene un tamaño compacto, es ligero, y también cuenta con conexiones adicionales como 2x USB-C y un USB-A 2.0.

Samsung M7

Samsung S32BM702 - Monitor Smart de 32" 4K UHD (3840 x 2160, VA, Smart TV, HDMI, USB Tipo C, Bluetooth, AirPlay, WiFi, Office 365, 16:9, 60 Hz, Dex Inalámbrico, Altavoces Integrados), negro
  • Smart monitor con Smart Hub y servicio de transmisión de medios (OTT) integrados: accede a la mayor colección de aplicaciones de Smart TV, incluidas Netflix, YouTube, Prime TV y Disney+; con control remoto y sin conexión a ordenador
  • Conectividad múltiple: conecta tu ordenador, teléfono móvil o consola de juegos más reciente al Smart Monitor a través de HDMI, Bluetooth o AirPlay
  • Monitor UHD de 32 pulgadas, HDR10, con diseño fino, elegante y sin bordes en 3 lados
  • Modos Eye Saver y Flicker Free: reduce la fatiga visual para una visualización más cómoda
  • Múltiples asistentes de voz: controla todo con tu voz gracias a Bixby, Amazon Alexa y al asistente de Google en tu Smart monitor

Última actualización el 2024-04-13

Por último, también tenemos el Samsung de la serie M7 inalámbrico. Este monitor puede funcionar tanto como una Smart TV o como un monitor para tu PC o portátil, ya que e puede usar como pantalla. Por eso es el más versátil de la lista.

Cuenta con 32 pulgadas de tamaño, y una impresionante resolución 4K UHD. Además, tiene compatibilidad con HDR10, una gama de colores muy amplia del 99% en sRGB, buen contraste y precisión de color.

También hay que destacar que se puede usar AirPlay por si tienes un Mac para conectarlo sin cables, o también mediante Wireless Display para Windows. Incluso lo puedes usar con tablets o smartphones Samsung mediante el modo DeX.

En cuanto a sus conexiones, también tendrá puertos HDMI, USB-C, así como función Adaptative Sound+ para una mejor calidad acústica y sonido más envolvente, es compatible con Smart Things para usar como centro de control para el hogar inteligente, así como con asistentes como Bixy de Samsung o Alexa de Amazon.

Cómo elegir un buen monitor inalámbrico

monitores inalámbricos

A la hora de elegir un buen monitor inalámbrico, deberías fijarte en los siguientes aspectos técnicos:

Compatibilidad

Lo primero es importante ver los protocolos de comunicación inalámbrica que soporta el monitor y los que soporta nuestro ordenador, para saber si es compatible. Entre los más usados tenemos los WiFi y Bluetooth, que son los más usados, pero también existen algunos con compatibilidad con Airplay. Por supuesto, no solo son compatibles con Windows y Mac, también con otros sistemas operativos.

Tamaño y resolución de la pantalla

Al igual que harías con cualquier otro monitor, con los inalámbricos también debes tener en cuenta cuál es el tamaño de pantalla que necesitas. En estos casos, no hay demasiado donde elegir, pero lo cierto es que hay varios por el momento.

Además, ten en cuenta que la resolución es clave para conseguir una buena calidad de imagen y densidad de píxeles para mayor nitidez. Es más, mientras mayor sea el panel, mayor debería ser la resolución. Por ejemplo, las pantallas de 28 o 32″ deberían tener al menos una resolución de 4K, más aún si se tiene en cuenta que se va a mirar de cerca, que es cuando más se nota el pixelado.

Frecuencia de refresco y tiempo de respuesta

Como no, también debes tener presente la frecuencia de refresco (medida en Hz) en los monitores inalámbricos, ya que de ello dependerá la suavidad y fluidez de las imágenes que mostrará en pantalla. Mientras más alta sea, mejor.

No hay que confundir la frecuencia de refresco con el tiempo de respuesta. El tiempo de respuesta es lo que tarda un píxel en cambiar de un color a otro y se mide en milisegundos (ms). Mientras más bajo sea este valor, mucho mejor, especialmente para gaming.

Autonomía

Además de los parámetros clásicos de otros monitores, también hay que tener en cuenta un factor adicional para estos monitores inalámbricos, y es que funcionan con baterías. Por tanto, será importante saber cuánto dura la batería con una sola carga.

Monitores gaming: ¿son buenos para gaming?

Los monitores inalámbricos han llegado recientemente al mercado, lo que quiere decir que aún no hay demasiados modelos donde elegir, y modelos especialmente para gaming. Además, aún le queda mucho por madurar a esta tecnología. Sin embargo, si tienes pensado usarlo para videojuegos, deberías saber lo siguiente:

  • Movilidad: los monitores inalámbricos permiten a los jugadores mover sus monitores de un lado a otro con mayor facilidad. Incluso podrían llevar estos monitores consigo para conectarlos como monitor externo de un portátil.
  • Orden: al no tener cables, puede ser una ventaja para gaming, ya que a veces los cables pueden hacer que se generen enganches con otros cables como los del ratón, y podría generar movimientos no deseados durante la partida.
  • Buena calidad: por lo general, los monitores inalámbricos cuentan con resoluciones aceptables, y con unas buenas especificaciones similares a muchos de sus competidores con cable.

Pero, no todo son ventajas para gaming, también existen algunas desventajas que deberías considerar:

  • Retraso en la entrada: los monitores inalámbricos pueden introducir un retraso en la entrada, o lag, debido a que las conexiones inalámbricas no son tan potentes y estables como las cableadas. Esto puede resultar en que los gamers tengan problemas con la capacidad de respuesta y la precisión.
  • Precio: algunos monitores inalámbricos pueden ser más caros que ciertos modelos gaming cableados, y las prestaciones pueden ser inferiores, por lo que no compensaría demasiado si la movilidad no te importa tanto.
  • Interferencias: también son susceptibles a las interferencias de otros dispositivos inalámbricos, lo que puede afectar a la calidad de imagen durante el juego. Por tanto, habría que alejar toda fuente de interferencias y estar lo más cercano posible para que la cobertura sea buena.
  • Autonomía: si la batería se agota durante la partida, la imagen se interrumpirá.

En definitiva, como ves tiene sus pros y contras que deberías evaluar antes de lanzarte a por uno de estos monitores.

Conclusiones acerca de los monitores inalámbricos

Los monitores inalámbricos ofrecen una gran comodidad y flexibilidad, pero es importante tener en cuenta características clave como la compatibilidad, así como el resto de características técnicas en las que te fijarías para cualquier otro monitor. Dicho esto, pueden ser muy buenos para aquellos que quieran movilidad, aunque no tanto para otros usuarios…

Los datos de carácter personal que nos facilite mediante este formulario quedarán registrados en un fichero de Miguel Ángel Navas Carrera, con la finalidad de gestionar los comentarios que realizas en este blog. La legitimación se realiza a través del consentimiento del interesado. Si no se acepta no podrás comentar en este blog. Puedes consultar Política de privacidad. Puede ejercitar los derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición en [email protected]
Botón volver arriba