Reviews

Lenovo Thinkpad P1 Gen 2 Review en Español (análisis completo)

Un portátil de alta gama potente, versátil y duradero

Lenovo vuelve para impresionar y no se corta un pelo. Esta vez nos sorprende con el Lenovo Thinkpad P1 Gen 2 y hacednos caso: han puesto toda la carne en el asador. Panel IPS 4K, 1TB SSD de almacenamiento, 16GB de RAM, CPU Intel UHD Graphics 630 y GPU dedicada Nvidia Quadro T2000 son algunas de las lindezas de este nuevo portátil. ¿Queréis saber más? Seguid leyendo.

Lenovo es una multinacional china con sede en Pekín que lleva dando guerra en el sector tecnológico desde 1084. Quizás para algunos fuera una completa desconocida diez años atrás pero hacednos caso: los portátiles de cualquier gama no tienen nada que envidiar de su competencia en relación calidad/precio.

Especificaciones técnicas de Lenovo Thinkpad P1 Gen 2

Lenovo Thinkpad P1 Gen 2

Unboxing de Lenovo Thinkpad P1 Gen 2

El Lenovo Thinkpad P1 Gen 2 llega presentado en una caja de cartón reciclado sin tintar. En su exterior aparecen impresiones con el logotipo de la marca y una imagen del modelo en blanco y negro acompañadas de etiquetas con especificaciones y número de serie. El contenido se resumen en el propio Lenovo Thinkpad P1 Gen 2, documentación del producto y cargador acompañado de un extensor/adaptador de Ethernet.

Diseño de Lenovo Thinkpad P1 Gen 2

Lenovo Thinkpad P1 Gen 2

El Lenovo Thinkpad P1 Gen 2 está disponible solamente en Negro Carbón. Este es un color que hace total reminiscencia a su antecesor de 2015 y con total seguridad el motivo por el que la marca ha optado por mantenerlo.

Acabados

En cuestión de diseño, nos encontramos ante un portátil que a primera vista destaca por su sobriedad. Los materiales escogidos para sus acabados exteriores son totalmente negro mate, constituidos por una capa de fibra de carbono y aleación de magnesio. Su tacto es suave y transmite una sensación levemente similar a un plástico levemente gomoso, lo que evita que se nos deslice entre las manos con facilidad.

Lenovo Thinkpad P1 Gen 2

También en la tapa tenemos el monograma de la serie ThinkPad de Lenovo. Está realizado en bajorrelieve y un acabado negro brillante. El punto de la “i” por su parte se mantiene de un rojo mate que veremos repetirse en el trackpoint del teclado y que forma parte de la identidad de marca. También cabe mencionar que sólo en la cubierta tenemos presente un discreto patrón neumático que a muchos recordará a las pelotas de baloncesto. No presenta relieve, pero según la incisión de la luz es más o menos visible.

Lenovo Thinkpad P1 Gen 2

En cuestión de dimensiones, el Lenovo Thinkpad P1 Gen 2 tiene un formato bastante apaisado, heredado de la relación de aspecto de su pantalla. Las dimensiones totales de 361,8 x 245,7 x 18,7 mm y 1,70g de peso hacen de él un portátil con buena presencia, quizás levemente pesado, pero resistente y asombrosamente fino.

Lenovo Thinkpad P1 Gen 2

Continuamos observando el Lenovo Thinkpad P1 Gen 2 y llama nuestra atención que el diseño de la base es totalmente perpendicular a la superficie de la mesa en la sección del teclado, no ofreciendo ningún descenso en dirección a las muñecas. Evidentemente esto se debe a su escasa elevación total, aunque lo que sí notaremos es una elevación del chasis en su parte frontal para facilitar el gesto de deslizar los dedos debajo a la hora de levantarlo de la mesa.

Lenovo Thinkpad P1 Gen 2

En el reverso por su parte la cubierta se mantiene del mismo material, aunque dejando de lado el patrón punteado. Aquí veneremos un total de tres superficies de goma antideslizante, siendo la de mayor tamaño aquella que recorre la totalidad del canto posterior del Lenovo Thinkpad P1 Gen 2. También es de interés destacar la presencia de dos amplias franjas troqueladas de optimizan la disipación de calor, dos pequeñas ranuras laterales para los altavoces y un total de siete tornillos para abrir la zona posterior.

Pantalla

Lenovo Thinkpad P1 Gen 2

Pasamos a levantar la tapa y encontramos un interior de acabado negro mate que mantiene la tonalidad y materiales empleados en las superficies exteriores. La pantalla del Lenovo Thinkpad P1 Gen 2 es también mate, por lo que no deberemos preocuparnos por los odiados reflejos. Alcanza una superficie de 15,6 pulgadas y relación de aspecto de 16:9. Presenta unos marcos relativamente finos: 7mm en los laterales y 12mm en el superior. En este aspecto se alejan del diseño con bordes ultrafinos que tiene tanto tirón actualmente, lo cual en el sentido estético algunos usuarios pueden echar en falta.

También en el marco superior llama la atención la presencia de la cámara integrada, acompañada de dos micrófonos de campo lejano y una pestaña de privacidad que nos permite deslizar una cortinilla sobre la lente. Este es un aspecto que nos ha agradado especialmente dado que está acompañada de un punto rojo serigrafiado que nos permite cerciorarnos con un sólo vistazo de que está tapada.

Lenovo Thinkpad P1 Gen 2

Continuando el recorrido visual llegamos a la bisagra inferior. Esta se encuentra cubierta por una estructura completa de unos 29cm, extendiéndose así la misma longitud del teclado. A ambos lados de la base de la pantalla encontramos serigrafiados en negro el logotipo de Lenovo (izquierda) y el modelo (P1).

Teclado

Nuestra vista desciende ahora sobre el teclado. Este presenta un formato del 65% o TKL (sin teclado numérico). Para la presente Review hemos recibido un modelo con distribución de caracteres americana o ANSI, por lo que podréis notar que algunos signos de puntuación o caracteres no están o se encuentran en una tecla diferente. Este aspecto evidentemente no nos tiene que afectar en gran medida si utilizamos Windows en español, opción que reestructura la distribución de los símbolos a ISO.

Continuado con el teclado del Lenovo Thinkpad P1 Gen 2, este se encuentra dentro de un encofrado que se hunde unos 2mm en la estructura de la base. Esto impide que la pantalla choque con las teclas al cerrarse, al igual que ocurre con los botones del trackpad.

Uno de los aspectos que llaman nuestra atención a simple vista es la ausencia de simetría en la esquina inferior derecha, de la cual sobresalen tres de las teclas direccionales. Estas quedan alineadas parcialmente fuera de fila, lo cual aunque estéticamente tiende a desentonar, también ofrece una localización rápida cuando deslizamos los dedos sobre el teclado sin mirar.

Justo a su derecha también podremos observar el lector de huellas digital integrado en el Lenovo Thinkpad P1 Gen 2 así como el botón de encendido algo más arriba.

Otra gran característica presente en el Lenovo Thinkpad P1 Gen 2 es la inclusión de un Trackpoint en la zona central del teclado. Este es un excelente accesorio que ya había hecho acto de presencia en la versión anterior del portátil y es estupendo tener de vuelta. Las teclas circundantes (G,H y B) tienen una estructura que se acomoda levemente la presencia del botón adicional, favoreciendo su integración sin romper el formato de filas del teclado.

El trackpoint actúa como un ratón que podemos utilizar alternativamente al trackpad. No podemos pulsarlo, sino que su utilidad principal está destinada al desplazamiento del puntero por la pantalla. Su cobertura está realizada en goma y tiene un leve patrón punteado en relieve que facilita en gran medida su manejo con la yema de los dedos.

La elevación general de las teclas coincide con la superficie exterior del molde donde se encuentran situadas. Estas no presentan el clásico formato cuadrado, sino que su margen inferior describe un leve arco que acompaña la superficie levemente aballenada de las teclas. Todos los keycaps presentan una depresión central que se adapta a las dimensiones de las yemas de nuestros dedos, favoreciendo indirectamente una cierta ergonomía a la hora de mecanografiar.

Lenovo Thinkpad P1 Gen 2

Un último aspecto que nos gustaría señalar es que los keycaps son de doble inyección, por lo que aunque todos los caracteres están realizados en blanco y tienen una excelente legibilidad en entornos iluminados, también reciben una luz LED trasera blanca (con dos niveles de intensidad) que nos facilitan su lectura también en circunstancias de baja luminosidad.

Trackpad

Lenovo Thinkpad P1 Gen 2

El trackpad es una pieza que nos ha generado sentimientos encontrados al realizar la review del Lenovo Thinkpad P1 Gen 2. Contrariamente al formato convencional, los botones de actuación M1, M2 y el auxiliar central se encuentran situados en la sección superior. Este aspecto presenta la ventaja de que no es común pulsarlos por accidente, pero visualmente la presentación no nos convence.

Es cierto que los botones del trackpad siguen la curvatura descrita por la depresión que encofra al teclado, pero en el aspecto estético los botones son muy diferentes frente a las formas suaves de las demás teclas. En el dorso de los mismos podemos apreciar un serigrafiado en rojo que delimita visualmente su superficie frente al trackpad en sí. Este es de un formato relativamente pequeño, proporcionado (7 x 10 cm) y con una tonalidad y tacto muy similares al acabado externo del portátil.

Puertos y conexiones

Lenovo Thinkpad P1 Gen 2

En cuestión de conectividad, nos alegra deciros que el Lenovo Thinkpad P1 Gen 2 está muy bien equipado. En su perfil izquierdo disponemos del cargador, dos USB-C Thunderbolt 3.1, HDMI 2.0, adaptador Mini Gigabit de Ethernet (para el extensor incluido en la caja) y un jack 3.5 para auriculares con micrófono.

Lenovo Thinkpad P1 Gen 2

Pasando a la sección derecha nos reciben dos USB-A 3.1, lector de tarjetas MMC, SD, SDHC y SDXC así como un lector de tarjetas inteligente.

Lenovo Thinkpad P1 Gen 2

Este último es una característica opcional, por lo que no en todos los modelos de Lenovo Thinkpad P1 Gen 2 podremos contar con ella. Si no soléis gestionar actividades que requieran lectura de firma digital, códigos de barras o micro chips tampoco la echaréis en falta, pero no está de más que tengáis en cuenta este detalle.

Respecto a conectividad inalámbrica contamos con Bluetooth 5.1 e Intel AX200 Wi-Fi 6 802.11AX (2 x 2).

Hardware interno de Lenovo Thinkpad P1 Gen 2

Lenovo Thinkpad P1 Gen 2

Llega el momento de arremangarse y echar un vistazo al interior del Lenovo Thinkpad P1 Gen 2. La apertura resulta bastante sencilla tras retirar los siete tornillos de la cubierta trasera y usar más maña que fuerza. Nos recibe una distribución bastante organizada, entre la que destaca el tamaño del sistema de disipación de calor y la batería.

Lenovo Thinkpad P1 Gen 2

Lenovo Thinkpad P1 Gen 2

Placa base, CPU y GPU

En contacto directo con los tubos de calor tenemos el procesador, que en este caso se trata de un Intel Core i7-9850H de 2,60GHz. Acompañándolo tenemos una GPU integrada Intel UHD Graphics 630, un modelo que ya hemos encontrado en varios portátiles de alta gama.

Esta no es una gráfica para jugar a alto nivel, pero no tenemos que preocuparnos porque a su lado tenemos una Nvidia Quadro T2000. Esta GPU se lanzó en mayo de 2019 y cuenta con arquitectura Turing de 12 nm y 4 GB de memoria GDDR5 a 8 GHz, 128.0 GB/s.

Almacenamiento en disco y RAM

Lenovo Thinkpad P1 Gen 2

En cuestión de almacenamiento nos encontramos una tarjeta Samsung MZVLB1T0HBLR-000L7 de PCIe  SSD de 1TB de capacidad.

Lenovo Thinkpad P1 Gen 2

Por su parte, con la memoria RAM nos encontramos una unidad de 16GB DDR4 de 2666MHz.

Sistema de refrigeración

Lenovo Thinkpad P1 Gen 2

Continuamos con los heatpipes o tubos de disipación de calor instalados en el Lenovo Thinkpad P1 Gen 2. En este caso consiste en una estructura dual en contacto directo con la CPU tal y como es habitual en la instalación de portátiles.

La disipación se lleva a cabo mediante un sistema dual de ventiladores tipo turbina con unos 4cm de diámetro.

Altavoces

Los altavoces por su parte consisten en dos unidades Dolby Atmos. Esto nos indica que tienen capacidad de sonido envolvente 5.1 y 7.1, aunque teniendo en cuenta su número y reducido tamaño tendremos que esperar al banco de pruebas para comprobar su eficacia.

Batería

Lenovo Thinkpad P1 Gen 2

El último aspecto a comentar en la sección de hardware es la batería. El Lenovo Thinkpad P1 Gen 2 cuenta con un modelo de 5.235Ah, que equivalen a 80Wh. El índice de consumo que deberíamos esperar es por tanto bastante bajo, aunque debemos recordar que los parámetros tienden a variar según el tipo de actividad que llevemos a cabo. Acompañándola contamos con un cargador con capacidad de carga rápida de 135W AC y en total la autonomía esperada ronda hasta 13 horas de actividad.

Puesta en uso de Lenovo Thinkpad P1 Gen 2

Llega el momento de encender el Lenovo Thinkpad P1 Gen 2 y darle un poco de caña. Desde calibrar y medir el perfil de color, test de estrés para la CPU y GPU, velocidad escritura y lectura de la SSD hasta la duración de la batería. Aquí encontraréis pruebas de todo tipo, así que iros poniendo cómodos.

Lenovo Thinkpad P1 Gen 2

El Lenovo Thinkpad P1 Gen 2 no es un portátil gaming como tal, pero teniendo en cuenta sus especificaciones y que cuenta con una GPU Nvidia dedicada, bien capaz es de hacerlo. No obstante este es más bien un portátil de trabajo perfecto para creación de contenido multimedia, diseño y edición de vídeo.

Lenovo Thinkpad P1 Gen 2

Para empezar, estamos ante una pantalla IPS 4K UHD con resolución 3840 x 2160px. Con estos números, una relación de aspecto de 16:9 y 500 nits de brillo, lo que tenemos delante es un panel espectacular preparado para cualquier cosa. Aunque no es táctil, las bisagras permiten a la pantalla una movilidad de 180º, permitiéndonos extender por completo el portátil sobre la mesa como si se tratase de un libro abierto.

Actualmente las pantallas tipo glossy están bastante de moda, aunque la ventaja de este modelo con panel mate es que la presencia de reflejos es realmente bastante escasa. También baja es la distorsión de color debido al ángulo de visión, que puede mantenerse notablemente amplio.

Un último dato de interés para los usuarios más exigentes es que podemos levantar la tapa del Lenovo THinkpad P1 Gen 2 sin que su base se eleve o desplace sobre la mesa. Evidentemente la causa clara reside en su peso de 1,70kg.

En cuestión de teclado, los nuevos Thinkpads incorporan nuevas funciones agregadas a las teclas FN de la fila superior, permitiéndonos acceso a aplicaciones y una navegación más ágil una vez nos habituamos a su uso.

El manejo y tacto del teclado es bastante satisfactorio, especialmente en lo que al trackpoint se refiere. La retroiluminación de las teclas no es algo espectacular, ni siquiera en su nivel más alto. En general es un efecto bastante sutil aunque eficaz. Los caracteres están tintados en blanco de por sí, por lo que su legibilidad a pleno día no se ve sacrificada en favor de la iluminación. Por otra parte, una intensidad moderada también ayuda a prolongar la autonomía de la batería y reducir su consumo.

Cámara integrada, micrófonos y altavoces

En cuestión multimedia, la cámara del Lenovo Thinkpad P1 Gen 2 es un modelo IR & 720p HD con ventanilla de privacidad como comentamos anteriormente. Acompañándola tenemos dos micrófonos de campo lejano que captan nuestra voz de forma bastante correcta, aunque aquí no encontraremos ningún sistema de cancelación de sonido.

Respecto a los altavoces, el volumen máximo alcanza un nivel bastante alto y lo cierto es que la pérdida de nitidez sonora es muy baja. No se aprecia un efecto cascado en los agudos, aunque evidentemente son los tonos bajos los que menos presencia tienen. Esto es de esperar en cualquier ordenador portátil dado su reducido tamaño, aunque debemos reconocer que Dolby ha hecho un buen trabajo a pesar de ello.

Cualidades de la pantalla

Lenovo Thinkpad P1 Gen 2

Empleándolo por primera vez, a simple vista cabe señalar que no percibimos ningún desequilibrio en los niveles RGB o de Gamma. No obstante, para contrastar esos detalles que escapan al ojo humano hemos recurrido a un colorímetro ColorMunki y los programas HCFR y Display CAL.

  • Respuesta lumínica: empezamos por comprobar que la respuesta lumínica (amarillo) era levemente superior a lo ideal (azul) o nivel neutro (blanco). No obstante, la curva no difiere de manera significativa, por lo que deberíamos poder esperar una mejoría tras la calibración.
  • Gamma: aquí notamos que el porcentaje se mantiene siempre por debajo, lo que nos indica que los colores se perciben con una tonalidad levemente más oscura que el punto neutro 2.2.
  • Escala de grises: En este sentido la curvatura de gris no es tan armónica como podríamos desear, aunque no supone algo que no pueda arreglarse tras el calibrado la proporción RGB se mantiene estable, siendo el color verde el más equilibrado de los tres.
  • Temperatura de color: en todo momento está por encima de 7000K. Si tenemos en cuenta que el porcentaje ideal es de 6500K, aquí notamos que la cifra es un tanto elevada.

Muestra pre y post calibrado:

Aquí tenemos una comparativa tomada con Display CAL para contrastar los parámetros de la pantalla del Lenovo Thinkpad P1 Gen 2 durante el proceso de calibración. Entre los aspectos a observar comenzamos fijándonos en el contraste, de 1517.9:1, 500 nits de brillo y un punto blanco en 7142K. Seguidamente cabe señalar que el porcentaje de ΔE es de 4,84, una cifra que supera con creces el máximo “admisible” de 2 puntos.

Tras la corrección, el contraste empeora ligeramente (729:1) en favor de una cifra Delta E muy mejorada: 1,43 puntos. Igualmente seguiremos notando que la temperatura de color se mantiene por encima del punto blanco ideal (7200K vs 6500K), aunque es una cantidad asumible.

Lenovo Thinkpad P1 Gen 2

Pasamos el test de calibración de color y los resultados son espectaculares. La cobertura sRGB asciende al 100%, Adobe RGB 99,4% y DCI P3 de 90,1%. Estas cifras nos indican que aunque pudiéramos obtener una percepción de la temperatura de color levemente mayor, la cobertura cromática es altísima en los perfiles que se utilizan como referencia en entornos de diseño y edición digital.

En definitiva, queda patente que este es un portátil pensado para trabajar. Los resultados obtenidos con el colorímetro unidos a la resolución 4K son señal de ello. Con 16GB de memoria RAM DDR4 contamos con suficiente capacidad ya sea para renderizar o editar vídeo y fotografía.

Lenovo Thinkpad P1 Gen 2

En último lugar os mostramos las mediciones realizadas a la pantalla del Lenovo Thinkpad P1 Gen 2 realizadas por secciones. Los resultados obtenidos son casi perfectos, presentando un leve aumento en lúmenes y porcentaje de ΔE en el tercio superior de la pantalla. Esto se traduce en que la uniformidad de color se mantiene notablemente estable en toda su superficie, algo que supone una muy buena noticia para los diseñadores.

Pruebas de rendimiento Lenovo Thinkpad P1 Gen 2

En esta categoría llegamos a la sección donde realizamos diversas pruebas de estrés tanto a la CPU, GPU o SSD. Para ello empleamos los programas:

  • CineBench 15
  • CineBench 20
  • 3D Mark
  • PC Mark 8
  • FurMark
  • Crystal Disk Mark

Rendimiento del almacenamiento SSD

Lenovo Thinkpad P1 Gen 2

Aquí comenzamos por el modelo de prueba más sencillo. Con Crystal Disk mark comprobamos la velocidad de lectura y escritura del almacenamiento SSD. Los datos obtenidos nos indican unas cifras notablemente buenas, con un ritmo de lectura máximo de 3380,54 MB/s y escritura de 3020,64 MB/s.

Rendimiento CPU y GPU

En esta sección hemos recurrido a las dos versiones de Cinebench existentes, 3D Mark y PC Mark 8.

Empezando por Cinebench, los resultados en la tabla comparativa tienden a ir a la baja a simple vista, pero debemos recordar que los modelos aquí presentes abarcan desde equipos gaming de altísimo rendimiento a portátiles de nivel usuario.

Con los resultados aquí obtenidos nuestra conclusión es que el test de renderizado y Open GL da pie a pensar que el Lenovo Thinkpad P1 Gen 2 podría aguantar sin problemas algunas sesiones de juego, aunque este no es su uso prioritario. Tampoco debemos olvidar que una pantalla 4K a 60Hz exige mucho del procesador y la gráfica, por lo que previsiblemente se pueden esperar caídas de frames.

Continuando con 3D Mark es donde se puede apreciar el aspecto que hemos señalado anteriormente. Lenovo Thinkpad P1 Gen 2 se mantiene cercano a la línea de Asus ZenBook 15 y MSI Prestige 14. Ambos son portátiles para creativos, por lo que es razonable que los resultados obtenidos sean similares entre sí. La gráfica Nvidia dedicada y los 16 GB de RAM no convierten al Lenovo Thinkpad P1 Gen 2 en un portátil gaming.

En último lugar tenemos los resultados obtenidos con PC Mark 8. Con esta aplicación podemos realizar múltiples pruebas, tanto al almacenamiento y batería como rendimiento general. La cifra obtenida se mantiene de forma previsible inferior a aquella propia de portátiles gaming pero dentro del rango de modelos creativos o work station.

Nuestra conclusión general es que Lenovo Thinkpad P1 Gen 2 ofrece muy buenos resultados para un entorno audiovisual. Edición de fotografía o archivos de gran formato en Photoshop, vídeo o algunas actividades de modelado o animación 3D entran completamente dentro de sus capacidades sin ninguna dificultad. No obstante, este no es el portátil para jugar a 4K con 60 FPS.

Autonomía

En cuestión de batería, lo cierto es que Lenovo Thinkpad P1 Gen 2 está bien preparado. Con un modelo de 5.235Ah, dependiendo de la intensidad del trabajo podemos llegar hasta un máximo de 13 horas.

Con configuració en alto rendimiento podemos llegar hasta casi tres horas de trabajo con una sola carga de batería. En equilibrado la cosa se extiende hasta unas siete horas, mientras que en economizador, sin retroiluminación en el teclado y mínimo brillo es cuando podeos alcanzar la máxima autonomía que mencionamos inicialmente. El cargador Warp Charge de 135W AC nos permite recuperar el 50% de la batería en sólo 20 minutos, lo cual nos puede sacar de más de un apuro.

Temperaturas

Una de las cuestiones que nos suelen interesar más al margen del rendimiento es la temperatura y el ruido. Lo cierto es que teniendo una gráfica dedicada Nvidia Quadro T2000 no supone una sorpresa que en el momento en que estemos llevado a cabo actividades más exigentes se caliente considerablemente. Estando en reposo rondamos los 57º, mientras que en las pruebas de alto rendimiento realizadas a la CPU y GPU hemos experimentado hasta 97-99º.

Para realizar las pruebas de temperatura hemos utilizado resultados obtenidos durante los test de estrés de 3D Mark y FurMark.

Evidentemente unas temperaturas máximas tan altas dan pie al llamado estrangulamiento técnico, algo muy común a partir de los 85-90º. Siendo sinceros no son unos números que nos tranquilicen mucho a pesar de que el sistema de ventilación tiene buen tamaño. Claramente la presencia de una GPU dedicada implica una mayor capacidad de rendimiento, pero también aumenta el consumo. Además de esto notaremos que las rotaciones por minuto que llevan a cabo los ventiladores del sistema de refrigeración aumentan considerablemente, siendo audibles de forma moderada con picos puntuales. El lado positivo es que la trasferencia térmica a la superficie es muy baja, por lo que no resulta incómodo trabajar con el Lenovo Thinkpad P1 Gen 2 con alto rendimiento.

Palabras finales y conclusiones sobre Lenovo Thinkpad P1 Gen 2

Nuestra experiencia de uso del Lenovo Thinkpad P1 Gen 2 es bastante buena a rasgos generales. Sin duda el aspecto que más nos ha gustado reside en la pantalla. El panel IPS 4K es muy agradecido a la hora de trabajar, con un brillo máximo muy bueno y cobertura de color excelente en todos sus parámetros. Otro punto digno de mención es el sonido. Sin olvidar que es un portátil, el Lenovo Thinkpad P1 Gen 2 gestiona realmente bien el sonido con sus dos altavoces Dolby Atmos, manteniendo una calidad sonora clara incluso con el volumen al máximo.

Por poner alguna pega, el estrangulamiento técnico es una cuestión bastante delicada. Que a máximo rendimiento se alcancen temperaturas de entre 97 y 99º es algo que tiende a resentir los componentes a largo plazo, por lo que esta es un tema a tratar con cautela. El sistema de ventilación es correcto y en el propio chasis tenemos un buen número de perforaciones para facilitar el flujo de aire, pero esto no evita que se caliente en cierta medida.

Te recomendamos la lectura de: Mejores ordenadores portátiles del mercado.

Más aspectos positivos los encontramos en la autonomía, que es bastante equilibrada y nos permite además realizar carga rápida de ser necesario. El tacto y elección de los materiales también resultan muy satisfactorio, especialmente a la hora de mecanografiar y manejar el teclado. En este aspecto el trackpoint nos ha enamorado, aunque aún guardamos algunas reticencias respecto al trackpad.

El Lenovo Thinkpad P1 Gen 2 está disponible en la web oficial de Lenovo con diversas configuraciones de componentes. Su precio puede oscilar entre 1533,58€ y 2708,91€. El modelo que hemos analizado hoy (20QT000FUK) se acerca más a la segunda cifra, lo cual en general lo deja fuera del alcance de muchos bolsillos. En cualquier caso se trata sin duda de un portátil consistente y bien diseñado, por lo que tampoco está de más considerarlo entre vuestros candidatos si buscáis una work station todoterreno.

VENTAJAS

INCONVENIENTES

BUENA CALIDAD DE MATERIALES

TECLADO CON DISTRIBUCIÓN ANSI (AMERICANA)
EXCELENTE COBERTURA DE COLOR EN PANTALLAPRECIO ELEVADO
AUTONOMÍA DE HASTA 13H

 

El equipo de Profesional Review le otorga la Medalla de Oro:

Lenovo Thinkpad P1 Gen 2

DISEÑO - 80%
MATERIALES Y ACABADOS - 85%
PANTALLA - 90%
REFRIGERACIÓN - 80%
RENDIMIENTO - 80%
PRECIO - 80%

83%

Los datos de carácter personal que nos facilite mediante este formulario quedarán registrados en un fichero de Miguel Ángel Navas Carrera, con la finalidad de gestionar los comentarios que realizas en este blog. La legitimación se realiza a través del consentimiento del interesado. Si no se acepta no podrás comentar en este blog. Puedes consultar Política de privacidad. Puede ejercitar los derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición en info@profesionalreview.com
Botón volver arriba
Cerrar