Reviews

Motorola Moto G7 Play Review en Español (Análisis completo)

Con el Motorola Moto G7 Play, la compañía continúa la línea de sus predecesores, en la gama más básica de sus diferentes modelos. Para esta versión de 2019 se han añadido algunas novedades con respecto al modelo previo. Uno de los más evidentes es el notch de forma alargada que viene encajado dentro de una pantalla de 5,7 pulgadas. Indagando un poco más, podemos entrever una buena autonomía gracias a sus 3000 mAh de batería y un sistema operativo a la última con Android Pie 9. A diferencia de otros modelos, solo encontraremos una única cámara trasera, algo comprensible debido a su económico precio, pero no tan mala como cabría parecer. Veámoslo en profundidad en la review.

Características técnicas Motorola Moto G7 Play

Unboxing

El embalaje del Motorola Moto G7 Play con estilo ondulado y color verde, sin duda destaca entre cualquier caja de otra compañía. Su parte frontal de estilo minimalista prescinde de una imagen de smartphone. Solo se incluye el nombre y logo de Motorola y del modelo. En su interior encontramos los elementos básicos para usar el dispositivo:

  • Motorola Moto G7 Play.
  • Adaptador de corriente.
  • Cable de carga microUSB tipo C.

Diseño

El Motorola Moto G7 Play cuenta con un diseño en el que priman las líneas curvas en sus bordes laterales y ligeramente hacia la zona trasera. Su frontal cuenta con un acabado en cristal protegido con Gorilla Glass 3 y con los bordes en color negro de manera independiente a la carcasa trasera. Esta carcasa posterior, que está fabricada en plástico pero imitando ligeramente a la textura metalizada, ofrece una buena sensación pese a lo que pudiera parecer en un primer momento. Es posible encontrarla en los colores negro, azul y dorado.

Con un tamaño de 71.5 x 147.3 x 8 mm, la sensación en la mano es bastante buena. Al no poseer unas grandes dimensiones, se ajusta bien en la mano. A ello ayuda, además, su ligero peso de 149 gramos, que apenas llegamos a notar.

Tal y como decíamos en la introducción de la review, el frontal de este Motorola Moto G7 Play es el primero de la gama en añadir el tan odiado notch. Su estilo es del tipo alargado en lugar de la pequeña gota de modelos de gama alta. En este notch se incluye el altavoz para llamadas mientras que a ambos lados se sitúa la cámara frontal y el flash led.

Los bordes laterales junto a la pantalla 2.5 son realmente pequeños, sin embargo, el inferior donde se sitúa el nombre de Motorola, si posee alrededor de un 1 cm.

La parte posterior dispone de la única cámara principal justamente en la parte central superior, junto con el flash led que está situado inmediatamente debajo. Este conjunto sobresale muy ligeramente de la carcasa, lo que provoca el molesto bailoteo del terminal al colocarlo sobre una superficie plana.

El sensor de huellas dactilares también se ubica en esta sección, poco más abajo que la zona de la cámara. En el interior de la oquedad destinada a colocar el dedo viene serigrafiado el logo de Motorola.

Si pasamos a los bordes laterales, podemos ver que en el superior se ha decidido mantener el jack de audio de 3,5 mm, algo cada vez menos usual pero que, obviamente, muchos siguen agradeciendo. Junto a él se halla también el característico micrófono para cancelación de ruido.

La bandeja para tarjetas dos tarjetas nanoSIM y una microSD se encuentra de manera solitaria en el borde lateral izquierdo del Motorola Moto G7 Play. Por otro lado, en el derecho localizamos los botones de volumen en la zona superior y el de apagado y encendido, en una posición más centrada y bien dispuesta para pulsarla con los dedos.

Por último, el borde inferior aloja el micrófono para llamadas, el puerto de carga microUSB de tipo C y el altavoz multimedia.

Pantalla

En un modelo de gama baja como este es normal encontrar una pantalla con características decentes y no muy rimbombante. En este caso, la pantalla de 5,7 pulgadas y ratio 16:9 posee una superficie útil del 77% de tipo LCD IPS y cuenta con una resolución HD+ de 720 x 1512 píxeles, lo que da una densidad de píxeles de 294.

A primera vista la pantalla da una buena impresión aunque a posteriori un examen más detallado termina por mostrar las pequeñas limitaciones de la resolución. Por otra parte, la calidad de los colores mostrados es lo suficientemente buena pero sin llegar a destacar, incluso en alguna ocasión se aprecia alguna leve saturación. El contraste como es habitual en este tipo de pantallas, pese a lograr un buen nivel no llega a conseguir unos buenos negros.

Los ángulos de visión son realmente buenos en este aspecto y no se aprecia ninguna coloración al virado. Otra característica destacable de este Motorola Moto G7 Play es su brillo máximo, el cual es capaz perfectamente de mostrar los datos de pantalla en exteriores sin problema, algo que me preocupaba en un modelo tan económico, por lo que la sorpresa ha sido mayor.

En ajuste dispondremos de la posibilidad de alternar entre tres modos de color: Saturado, natural y mejorado. Sin embargo, actualmente esta función no funciona como debería y será necesaria una actualización para corregirlo.

Sonido

El único altavoz incorporado en el borde inferior del Motorola Moto G7 Play cuenta con una calidad decente sin sonido enlatado y generalmente sin distorsión, y decimos generalmente porque en alguna rara ocasión sí hemos apreciado alguna leve distorsión del sonido. El nivel de potencia, por otra parte, no es tampoco una de sus virtudes y en ambientes ruidosos es complicado apreciar el sonido reproducido.

Sistema Operativo

Una de las mejores características de este Motorola Moto G7 Play reside en su versión de Android 9 Pie que, además de poseer la última versión del sistema de Google, apenas posee diferencias con Android Puro, solo algunos cambios en ajustes y en los gestos rápidos. En lo que respecta al bloatware, por fortuna no encontramos prácticamente nada, a excepción de una aplicación propia de Motorola que se puede desinstalar sin problemas.

Nos encontramos con un sistema liviano y bastante sólido en el cual se nota la buena optimización realizada. Quitando el fallo del ajuste de modo de pantalla, no hemos notado ningún otro fallo evidente.

Rendimiento

El Snapdragon 632 de ocho núcleos de gama baja encaja perfectamente con este Motorola Moto G7 Play, ambos se complementan para proporcionar un rendimiento y uso del sistema bastante bueno, dentro de lo que cabe. Con este procesador y los 2 GB de memoria RAM  LPDDR3 disponibles, el sistema operativo quizás no ha llegado a volar pero sí ha corrido lo suficientemente fluido para disfrutar de él.

El SoC del Snapdragon 632 viene acompañado de la GPU Adreno 506, la cual permite disfrutar de juegos que no posean una gran carga gráfica o en su defecto se puede jugar a mucho de ellos pero contando con las opciones gráficas al mínimo/medio y con un leve tirón en ocasiones. Es el caso del juego Playerunknown`s Battlegrounds donde con gráficos en calidad media, la jugabilidad era más o menos suave y solamente en ocasiones se notaba alguna rascada severa de fps.

Este Motorola Moto G7 Play cuenta con 32 GB de memoria interna que puede ser ampliable mediante tarjeta microSD hasta los 512 GB. La memoria interna incluida es una cantidad baja para la cantidad de datos que solemos almacenar hoy en día, pero se entiende el recorte en ese aspecto si hacemos un balance de su precio.

El sensor de huellas dactilares de la parte trasera funciona realmente bien y reconoce rápidamente la huella. Quizás no pueda competir con otros sensores más rápidos, pero cumple su cometido de sobra.

Cámara

En principio de un smartphone de gama baja no se podría esperar especialmente mucho de este apartado, suele ser el primer componente en el cual las compañías pegan el tijeretazo para recortar gastos. En esta ocasión hemos podido comprobar que la cámara se comporta mejor de lo esperado en primera instancia, siempre dentro del contexto.

La cámara principal de tipo CMOS BSI cuenta con 13 megapíxeles, una apertura focal de 2.0 y un tamaño de píxel de 1.120 micras. Entre sus opciones encontramos algunas como el autoenfoque, zoom digital y la compensación de la exposición, pero se queda fuera la estabilización óptica de imagen, por ejemplo. Del mismo modo, notamos la ausencia de cualquier otra cámara de apoyo a la principal.

La falta de hardware se ve compensado en este Motorola Moto G7 Play con un software bien resuelto para mejorar las instantáneas y con una gran cantidad de opciones a nuestra disposición.

Con buena luz, la imagen capturada ofrece,en principio, una calidad de detalle muy buena, en la que se ven expuesta sus carencias al ampliar la imagen. Los colores se muestran de manera fidedigna pero con un tono algo apagado y lavado. El rango dinámico, por otra parte, es simplemente decente, se realzan las zonas más iluminadas que las oscuras, que mantienen algo de ruido. Con el HDR la imagen mejora y adquiere un efecto bastante bueno.

En escenas interiores, el ruido abunda en exceso y el tono lavado de los colores es más acuciante, dejando unas fotografías bastante irregulares.

Al realizar fotos por la noche, el resultado en ocasiones es levemente mejor que en interiores. Su apertura focal de 2, consigue capturar luz suficiente para obtener un buen detalle del entorno, con un leve ruido de fondo. El enfoque con buena luz no termina de ser preciso, pero es con poca luz donde su desempeño es más errático y es necesario mantener un pulso estable para lograr fotos decentes.

Entre las opciones de la app, encontramos los modos usuales de panorámica, retrato sin posibilidad de desenfoque, panorámica y controles manuales, con bastante opciones de ajustes. Entre los modos disponibles, el más curioso es el llamado SpotColor, que permite mantener el color de un objeto mientras el resto se muestra en blanco y negro.

La cámara frontal para selfie posee 8 megapíxeles con una apertura focal de 2.2 y una tamaño de píxel de 1.120 micras. Su calidad de imagen es bastante buena para lo que se pide de ella, capturando unas imágenes con un detalle más que suficiente y unos colores buenos pero poco vividos, muy similares a los de su hermana principal. Es de agradecer la inclusión de un flash frontal para las tomas nocturnas o con poca luz. En el apartado de software hay que destacar de nuevo la función SpotColor junto con el modo belleza, ya típico, y los ajustes manuales.

Motorola moto g7 play review

Es posible grabar vídeo en 1080p a 30 fps tanto con la cámara trasera como delantera, y a 4K a 30 fps solo mediante la trasera. Al no disponer de Estabilizador de Imagen Óptico, la estabilización se realiza mediante software y recortando algo de la imagen, pero el resultado final es satisfactorio.

Batería

Había diferentes rumores sobre la capacidad de la batería que tendría este Motorola Moto G7 Play. Finalmente llegó con 3000 mAh y hemos podido testear que tal su autonomía haciendo uso de redes sociales, contenido web y multimedia. La media obtenida ha sido de más o menos dos días de uso con cerca de 7 horas de pantalla, unas cifras que nos han gustado y han parecido bastante buenas.

Por desgracia, en lo que a la carga respecta, este modelo no posee carga rápida por lo que conseguir cargar el terminal al 100% necesita aproximadamente una hora y cincuenta minuto o dos horas.

Conectividad

Entres las opciones de conexión encontramos el Bluetooth 4.2 LE, Wi-Fi 802.11 b/g/n, A-GPS, GLONASS, GPS, Jack de 3,5 mm, Radio FM, VoLTE. Este modelo se queda por desgracia sin la tecnología NFC, tan presente hoy en día para muchos pagos en comercios, pero no se le puede achacar el querer reducir gastos en la medida de lo posible para presentar un terminal a precio reducido.

Conclusión y palabras finales del Motorola Moto G7 Play

Lenovo ha hecho en general un buen trabajo al montar este Motorola Moto G7 Play. Quizás no posea el diseño más novedoso o las características más punteras, obviamente, pero el punto de mira de la compañía era crear un smartphone asequible para gente que no busca lo mejor y es algo que han conseguido con unos componentes que rinden lo suficientemente bien para disfrutar de él y no acabar tirándolo a la basura.

Nos han sorprendido en una gama baja como este el buen desempeño de sus sistema operativo, su gran autonomía y la calidad de su única cámara trasera. Son factores importantes y bien conseguidos pero no se puede tener todo como demuestra su baja capacidad de almacenamiento o la ausencia de tecnologías tan útiles hoy en día como el NFC.

En conclusión, para gente que no busque un gran terminal o incluso para aquellos que desean regalárselo a un hijo o padre, es un gran terminal que no defrauda. Definitivamente no es la mejor opción para aquello gamers que deseen jugar a juegos de manera fluida. Se puede conseguir por un precio de 169€, bastante competitivo para el mercado español.

VENTAJAS

INCONVENIENTES

+ SO prácticamente puro.

– No posee NFC.
+ Buena autonomía.– Poco almacenamiento interno.

+ Gran relación calidad-precio.

– Las fotos con poca luz son mediocres.

El equipo de Profesional Review le otorga la medalla de oro.

 

 

Motorola Moto G7 Play

DISEÑO - 84%
RENDIMIENTO - 75%
CÁMARA - 81%
AUTONOMÍA - 93%
PRECIO - 96%

86%

Un smartphone económico pero versátil.

El Motorola Moto G7 Play tiene sus limitaciones pero no se puede pedir más por su precio.

User Rating: 3.94 ( 4 votes)

Roberto Luque

Cacharreador nato, me apasiona todo lo que te tenga que ver con la tecnologia y la informatica. Declarado fan de Android y amante de los videojuegos, el cine y la realidad virtual.
Los datos de carácter personal que nos facilite mediante este formulario quedarán registrados en un fichero de Miguel Ángel Navas Carrera, con la finalidad de gestionar los comentarios que realizas en este blog. La legitimación se realiza a través del consentimiento del interesado. Si no se acepta no podrás comentar en este blog. Puedes consultar Política de privacidad. Puede ejercitar los derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición en info@profesionalreview.com
Botón volver arriba