Tutoriales

Nvidia G-Sync HDR: Que es y para que sirve

Las tecnologías 4K, G-Sync y HDR han revolucionado la forma de jugar con nuestros PCs, aunque los usuarios hemos tenido una espinita clavada desde hace bastante tiempo, pues no era posible encontrar un monitor que combinara todas estas tecnologías en un único producto. Algo que finalmente ha cambiado de la mano de la tecnología G-Sync HDR y Nvidia, esta es la última tecnología para monitores del gigante de las tarjetas gráficas, que pone la experiencia de juego en el nivel que siempre hemos soñado.

Todo sobre la tecnología Nvidia G-Sync HDR

G-Sync HDR

Hasta la llegada de G-Sync HDR los usuarios tenían que enfrentarse a una dura decisión a la hora de adquirir un nuevo monitor para jugar, pues no era posible hacerse con una unidad que tuviera un panel de alta calidad a resolución 4K y la gran fluidez de juego que aporta G-Sync. G-Sync HDR ha nacido para poner fin a este problema, pues por primera vez podemos adquirir un monitor con un panel 4K de la mejor calidad, soporte para HDR y con la tecnología G-Sync.

Nvidia G-Sync nació con la finalidad de solucionar uno de los grandes problemas del gaming en PC, la incapacidad de las tarjetas gráficas de mantener un número de imágenes por segundo, que coincida con la tasa de refresco del monitor. Este problema causa que la tarjeta gráfica y el monitor no vayan sincronizados, produciendo los defectos de imagen que se conocen como Stutter (microtartamudeos) y thearing (cortes en la imagen).

G-Sync HDR

Te recomendamos la lectura de nuestro post sobre ¿Cómo elegir un monitor gamer?

G-Sync es una tecnología que se encarga de ajustar la tasa de refresco del monitor al número de imágenes por segundo que le envía la tarjeta gráfica, de esta forma se logra una sincronización perfecta. Esto resulta en una experiencia de juego muy fluida, sin microtartamudeos ni cortes en la imagen. El siguiente paso era añadir HDR para obtener la experiencia definitiva.

Las dificultades de implementar G-Sync HDR y su elevado coste

No ha sido nada sencillo crear esta tecnología G-Sync HDR, pues para hacerlo posible ha sido necesario recurrir a Intel y uno de sus FPGA. Concretamente se usa un Intel Altera Arria 10 GX 480, un procesador altamente programable y muy avanzado que puede codificarse para una amplia gama de aplicaciones. Este Intel Altera Arria 10 GX 480 se acompaña de 3 GB de memoria DDR4 a 2400MHz fabricada por Micron, un componente que en la actualidad está muy caro. Todo esto se traduce en que la implementación de G-Sync HDR no es nada barata, pues se estima que añade aproximadamente un sobrecoste de 500 dólares al mismo monitor, pero sin esta tecnología.

G-Sync HDR

Otra de las dificultades en la implementación de G-Sync HDR está relacionada con la limitación en el ancho de banda de las especificaciones DisplayPort 1.4 y HDMI 2.0b. Una imagen 4K a 144 Hz con HDR y G-Sync genera un volumen de información que sobrepasa la capacidad de estos estándares, y son los más avanzados que existen. Para solucionar esto ha sido necesario reducir el sub-muestreo de Chroma desde 4: 4: 4 hasta 4: 2: 2. Esto se traduce en una ligera pérdida de fidelidad de color, aunque los fabricantes aseguran que es mínima y los beneficios superan por mucho este pequeño inconveniente. Si no queremos sufrir está pérdida de sub-muestreo de Chroma, nos deberemos conformar con una frecuencia de actualización a 120 Hz.

Nvidia G-Sync HDR mejora la experiencia gamer

Nvidia ha trabajado duro con los principales fabricantes de monitores para optimizar esta tecnología al máximo, con ello tendremos la garantía de que la calidad de imagen que se nos ofrece es la máxima posible con la tecnología actual. Está pérdida de sub-muestreo de Chroma se eliminará cuando tengamos disponibles las nuevas especificaciones HDMI 2.1 y DisplayPort 5.

Te recomendamos la lectura de nuestro post sobre Asus ROG Swift PG27UQ Review en Español (Análisis completo)

Otro gran inconveniente es la potencia que se necesita para mover los juegos punteros a 4K y 144 Hz, sencillamente no existe tarjeta gráfica que pueda hacerlo. Esto crea una situación en la que es necesario recurrir a configuraciones SLI, es decir, poner varias tarjetas juntas en un mismo PC. Las configuraciones SLI son caras, especialmente si nos basamos en las tarjetas gráficas más potentes como la Nvidia GeForce GTX 1080 Ti, cuyo precio es de casi 800 euros. El otro problema de poner dos tarjetas juntas es la gran cantidad de calor que se genera, haciendo necesario contar con un gran sistema de refrigeración en el PC. Ya nos hacemos una idea de lo caro que nos saldrá usar G-Sync HDR.

G-Sync HDR

La otra gran dificultad ha estado en la implementación del HDR en estos monitores, generalmente de 32 pulgadas como máximo. Aquí hablamos de una verdadera experiencia HDR, que exige un brillo de 1000 nits como mínimo, para lo cual ha sido necesario instalar 384 zonas de iluminación en el monitor, lo que proporciona un contraste ANSI excepcionalmente alto. Implementar tantas zonas de iluminación en una pantalla de 32 pulgadas no es nada sencillo cuando se quiere lograr un resultado todo lo perfecto posible.

TE RECOMENDAMOS
Probamos "Horizon: Zero Dawn", el juego de presentacion de la PS4 Pro

Aquí termina nuestro post sobre G-Sync HDR: Que es y para que sirve. Si tienes cualquier duda puedes dejarnos un comentario abajo o necesitas saber la opinión y experiencia de una muy buena comunidad de hardware, puedes registarte de forma gratuita en nuestro foro especializado en hardware. ¡Queremos saber vuestra opinión!

Juan Gomar

Soy un apasionado de la tecnología en general pero principalmente de la informática y los videojuegos.
Los datos de carácter personal que nos facilite mediante este formulario quedarán registrados en un fichero de Miguel Ángel Navas Carrera, con la finalidad de gestionar los comentarios que realizas en este blog. La legitimación se realiza a través del consentimiento del interesado. Si no se acepta no podrás comentar en este blog. Puedes consultar Política de privacidad. Puede ejercitar los derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición en info@profesionalreview.com
  • Marcos Garcia Fernandez

    Incluso si a una 1080ti le cuesta llegar a 4k 60fps (dependiendo de juegos si es ke llega…) para moverlo a 144 haria falta 2’5 veces esa potencia, algo que ni creo que la generacion 20.. rtx consiga ( no creo ni que llege a 120 fps 4k), en una sola grafica, toca esperar super pcs con nvlink y refrigeracion liquida custom.

    Y procesadores i9 con el IDLE soldado xd

    • Black Hat

      Habrá que esperar a la reducción de proceso de 16 a 7nm donde se habrá un gran salto de rendimiento y consumo.
      Además pienso que tardará un poco más tarde que la generación 10x de Nvidia salió tan buena que posiblemente muchos no cambien de tarjeta gráfica en un largo tiempo, creo que por eso es la movida de envidia de lanzar esta nueva generación con menos vram con la excusa de que es más rápida.

      • Marcos Garcia Fernandez

        es la primera serie de la serie 2000, de aqui en adelante todo sera aumentar, por cierto,, creo que esta lla viene en 12nm

  • Jerry

    y tambien sirve para perder tela de fps por el camino