Reviews

Thermaltake AH T200 Review en Español (Análisis completo)

Si os enamoró el chasis Thermaltake AH T600 pero no teníais espacio para él, los taiwaneses os dan una opción más compacta como es el Thermaltake AH T200. Se trata de un chasis con la misma inspiración en diseño de cabina de helicóptero, pero compatible solo con placas ITX y Micro ATX.

Esta reducción de tamaño le sienta realmente bien, pues sus líneas se compactan y la calidad visual aumenta, gracias a unos laterales con puertas de cristal y frontal con triple ventana. Tendrás que invertir poco en refrigeración, pues al ser un chasis completamente abierto tendrá asegurado el flujo de aire. ¿Quieres verlo en acción? Pues ¡empecemos el análisis!

Antes de continuar, agradecemos al Thermaltake su confianza en nosotros por cedernos este chasis para su análisis.

Thermaltake

Thermaltake AH T200 Snow Edition Características técnicas

Thermaltake AH T200 Características

Unboxing

Thermaltake AH T200 Review

Las presentaciones de este fabricante siempre suelen estar cuidadas al máximo en estética exterior, y la caja de cartón de esta Thermaltake AH T200 no será la excepción. En ella tenemos fotos a color de la torre, en este caso en color blanco, junto a su identificativo. En la zona trasera y lateral se detallarán sus especificaciones.

Accediendo ya al interior, encontraremos un doble molde de corcho de poliestireno expandido que sujeta al chasis por ambos laterales de forma integral. Al ser un diseño complicado, y con bastante cristal, es la mejor forma de hacerlo.

Thermaltake AH T200 Review

El bundle contará con los siguientes elementos:

  • Chasis Thermaltake AH T200 versión White
  • Manual de instrucciones
  • Presillas de plástico
  • Kit de tornillos para instalación de hardware

Diseño inspirado en cabina de helicóptero

Thermaltake AH T200 Review

Este modelo Thermaltake AH T200 será la versión pequeña de la AH T600, la bestia enorme que analizamos hace un tiempo en nuestras instalaciones. En ambos casos vemos chasis prácticamente iguales, y con clara inspiración en la cabina de un helicóptero, posiblemente un Apache. El fabricante es especialista en darnos estéticas únicas, no para todo el mundo, pero más cerca que ningún fabricante de los diseños modding.

En este modelo el diseño y la construcción lo es todo, y este se ha asegurado con la presencia de cristal templado para ambas puertas laterales y zona frontal. El chasis utiliza acero SPCC de alta calidad y grosor, lo cual se nota tanto en el peso como en la rigidez del conjunto a la hora de trabajar con él. Está disponible en color negro o blanco.

Sus medidas en este caso no son demasiado orientativas para saber el espacio interior debido al diseño, superan a las de la mayoría de chasis micro ATX. Con una anchura de 28,2 cm y profundidad de 55,1 cm, necesitaremos bastante espacio en nuestro escritorio para él, y no es un chasis que podamos considerar compacto.

Análisis en detalle

Thermaltake AH T200 Review

Empecemos analizando las zonas laterales del Thermaltake AH T200, en donde destacan especialmente dos puertas oscilobatientes de cristal templado de 4 mm de espesor. En este caso el cristal cuenta con un leve oscurecimiento y un diseño poligonal de 6 lados bastante original.

El sistema de anclaje de ambas puertas consistirá en dos bisagras bastante juntas entre sí, y que podremos desmontar abriendo la puerta al máximo y tirando hacia arriba. Un tope en cada una evitará que estas puertas se desmonten estando cerradas o a medio abrir. Para la fijación trasera se utiliza un contundente tornillo de rosca manual, con una protección de goma en el cristal para evitar que se parta si apretamos más de lo debido.

Thermaltake AH T200 Review

Si nos vamos hacia la región delantera de estas zonas, encontraremos una especie de entrada de aire desmontable y construida en plástico. A efectos prácticos su única utilidad es aportar una estética más agresiva, pues ya contamos con enormes aberturas en casi todo el chasis para dejar entrar o saliente el aire. Este aspecto será una desventaja de cara a la limpieza del chasis, ya que no existe impedimento alguno para la entrada de polvo e incluso mosquitos buscando la luz.

Thermaltake AH T200 Review

Seguimos hacia la zona frontal del Thermaltake AH T200, la cual solamente permitirá retirar la cubierta de la cabina de mando provista de tres cristales templados de 3 mm de espesor. En su ausencia, descubriremos que un chasis interior de acero limitará nuestros movimientos a la hora de colocar posibles ventiladores en el marco que hay en el interior. Esta zona no contará con iluminación, ni ninguna otra del chasis, y tampoco se incluyen ventiladores.

Llegamos a la zona superior, la cual básicamente es una extensión de la cabina de mando con una cubierta metálica opaca por los laterales y abierta en la zona superior gracias a una rejilla de tipo panal de abeja. Para destapar esta zona, tendremos que retirar los cuatro tornillos de rosca manual ubicados en las esquinas.

Thermaltake AH T200 Puertos

De forma independiente, se ha colocado el panel de puertos I/O, el cual contará con los siguientes accesos:

  • 1x USB 3.2 Gen2 Type-C
  • 2x USB 3.2 Gen1 Type-A
  • 2x Jacks de 3,5 mm pare salida de audio y entrada de micrófono
  • LED indicado de actividad en el disco duro
  • Botón de reset
  • Botón de encendido con LED indicador

Thermaltake AH T200 Review

Continuamos con la zona trasera del Thermaltake AH T200, en donde veremos una región completamente abierta y sin posibilidad de colocar ventilador, ni falta que hace. Además de contar con el marco de instalación para fuentes de alimentación ATX, tenemos un marco también desmontable con 5 slots de expansión que serán los máximos soportados por una placa Micro-ATX. En este caso el marco no se podrá colocar de forma vertical, no admitiendo este tipo de montajes para tarjetas gráficas. En la versión AH T600 sí que podríamos hacerlo.

Thermaltake AH T200 Review

Thermaltake AH T200 Review

Finalmente nos vamos hacia la zona inferior del chasis para ver sus cuatro patas enormes fabricadas en plástico y con doble apoyo de goma antideslizante. En este caso no contaremos con armario de discos duros, y tampoco se ha abierto la zona inferior para permitir una mejor entrada de aire hacia la fuente de alimentación.

Interior y capacidad

Entramos por así decirlo en el interior del Thermaltake AH T200, y para ello lo primero que debemos hacer es retirar las puertas, evitando así posibles roturas mientras manipulamos la caja.

Thermaltake AH T200 Review

En este caso no podríamos afirmar que sea una zona especialmente cuidada de cara a la estética, pues no tendremos tapas de goma en los agujeros para pasar cables ni cubierta para almacenar PSU y cables. Todo en ella debería ir expuesto, y será tarea del usuario hacerlo lo mejor que pueda para organizar los cables y dejarlos con una buena estética.

Si bien tenemos un diseño muy abierto y distinto a lo visto en otras marcas, Thermaltake podría haber mejorado el apartado interior colocando una cubierta para la fuente, aunque fuese desmontable, pues hay posibilidad y espacio para ello. De igual forma, un canal de enrutamiento para los cables del panel I/O también hubiera sido una importante mejora estética.

Este chasis admitirá disipadores de CPU con hasta 150 mm de altura, tarjetas gráficas dedicadas de hasta 320 mm de largo y fuentes de alimentación en formato ATX de hasta 180 mm de largo. El espacio máximo teórico será de 359 mm, pero deberíamos dejar un espacio prudencial de mínimo 25 mm y máximo de 60 mm para un posible montaje de sistema de refrigeración líquida. Este chasis admitirá placas base en formato Mini ITX y Micro ATX, no siendo por tanto compatible con ATX en ningún caso.

Espacio para cables y capacidad de almacenamiento

Thermaltake AH T200 Review

Como podremos entender al tratarse de un chasis con cristales a ambos lados, el Thermaltake AH T200 dejará a la vista todos los cables de la fuente de alimentación. Aún sin cubierta en el compartimento central, tenemos posibilidad de guiar los cables hacia el panel detrás de la placa base para dejarlos lo más escondidos posible.

Esta zona trasera contará con un grosor de aproximadamente 35 mm por la zona más amplia para almacenar cables. Lo natural será enrutarlos por la zona inferior para luego enrutarlos nuevamente hacia el compartimento principal y efectuar la conexión. Dispone de una columna provista de varias presillas de velcro para sujetar los cables en la zona de bisagra. Aunque no es demasiado útil para los cables de la fuente, sí que se puede utilizar muy bien para los que llegan desde el panel I/O, y así tenerlos bajo control.

Thermaltake AH T200 Almacenamiento

Bajo la zona de discos duros también hay un aceptable hueco para esconder parte de los cables, pero por motivos de diseño, existen pocas fijaciones para cables a través de presillas. En caso de tener bastantes cables, será un chasis complicado de gestionar para disimular los cables. A esto se le suman los grandes huecos abiertos en la base, provocando la salida de cables hacia el exterior si no los sujetamos correctamente.

La capacidad de almacenamiento se puede ver de forma muy rápida en este chasis, pues la única región disponible será el marco tras la palca base provisto de tres brackets metálicos desmontables. Como se puede ver, admitirán un máximo de tres unidades SSD/HDD de 2,5”. Si retiramos éstos, encontraremos un marco que admite hasta dos unidades HDD de 3,5”. En conjunto podrán convivir hasta 1 SSD + 1 HDD. La zona trasera está lo suficientemente abierta para poder instalar unidades M.2 en placas ITX con total comodidad tal y como vemos en la imagen.

Capacidad de refrigeración

Llega el turno de estudiar la capacidad de refrigeración de este chasis Thermaltake AH T200, la cual no va a ser demasiado amplia. Pero a diferencia de otros diseños, la presencia de ventiladores queda relegada casi a un mero recurso estético, pues el chasis es sumamente abierto y permite un flujo de aire completo. Es lo más parecido a un banco de pruebas que podemos encontrar.

Thermaltake AH T200 Review

La capacidad de ventiladores será la siguiente:

  • Frontal: 2x 120 / 2x 140 mm
  • Superior: 2x 120 / 2x 140 mm

Lo ideal sería colocar ventiladores RGB como mero recurso estético, pues la zona frontal permitirá la vista desde el exterior al contar con esa serie de tres cristales. No encontraremos ningún ventilador preinstalado.

Para instalar ventiladores en la zona frontal necesitaremos retirar la cubierta superior, el cristal lateral y la cubierta de la cabina, pues necesitaremos retirar dos tornillos que sujetan el marco metálico al chasis. Además, será bastante recomendable hacerlo antes de instalar cualquier tipo de hardware, ya que la extracción e introducción del marco se complicaría bastante. Instalar ventiladores con el marco puesto es prácticamente imposible, ya que el frontal tiene mala accesibilidad.

El marco superior será bastante más sencillo, pues solamente debemos retirar la cubierta superior para acceder a él. En este caso no necesitamos (ni podemos) retirar el marco, pues forma parte estructura del chasis. Los ventiladores debemos colocarlos en la parte exterior obligatoriamente, ya que no existe espacio entre la placa base y el marco de instalación. Este hecho deriva en que debemos de colocar antes que nada los ventiladores, para así poder manipular los tornillos sin que la placa base estorbe.

Thermaltake AH T200 Review

Y la capacidad para refrigeración líquida sería:

  • Frontal: 120 / 140 / 240 / 280 mm

Solamente admite un radiador de 280 mm como máximo, pues el diseño llevado a cabo no es una gran opción para usuarios que deseen basar su sistema de refrigeración líquida. Será totalmente imposible colocar sistemas custom, y tampoco un doble radiador al no ser compatible el marco superior.

Al igual que hemos comentado antes, el radiador y ventiladores deben ser instalados con el marco desmontado y antes de instalar cualquier hardware en el interior.

Instalación y montaje en el Thermaltake AH T200

Thermaltake AH T200 Montaje

Llega la hora de efectuar el montaje de hardware en el Thermaltake AH T200, y en este caso hemos utilizado la siguiente configuración:

  • Placa base MSI A320M-A PRO
  • CPU AMD Ryzen 7 2700X
  • Disipador AMD Wraith Prism de stock
  • 16 GB de RAM DDR4 G.Skill Trident Z Royal
  • Tarjeta gráfica AMD Radeon Vega 56
  • PSU Antec HGC Gold 750 con extensiones Cablemod
  • SSD M.2 Samsung 970 EVO M2 de 500 GB

Como ya se ha mencionado en el apartado de ventilación, lo primero que deberíamos montar en este chasis serán los posibles ventiladores o radiador que vayamos a utilizar. Una vez hayamos instalado la fuente de alimentación y la placa base, será muy complicado sacar y meter el marco lleno de elementos por el escaso espacio libre que se queda. Hemos probado y realmente es difícil hacerlo.

En este caso recomendamos instalar antes la placa base en lugar de la fuente de alimentación, especialmente si se trata de una Micro ATX. El hecho de no tener cubierta propia, hace que los cables estorben un poco a la hora de trabajar en el hardware principal. Durante este paso será especialmente importante conectar los cables EPS que alimentan la CPU antes de colocar la placa. El espacio entre éste y el marco de ventiladores será mínimo, y en caso de tenerlo ocupado será difícil trabajar en su instalación.

Thermaltake AH T200 Review

Tras esto, ya tendremos ubicados los agujeros por los cuales vamos a introducir los cables hacia atrás. Antes de tirar los cables, deberíamos de instalar los discos duros pertinentes, así sabremos cuánto espacio ocuparán estos y podremos definir la estrategia de colocación de cables.

No hemos tenido problemas de cara a utilizar extensiones para los cables, por existir una buena capacidad tanto en el compartimento principal como en la zona trasera. Será decisión del usuario amontonar todos los cables bajo la placa a la antigua usanza o aprovechar la zona trasera para fijarlos mediante presillas y así ganar espacio en la zona principal. En este aspecto, echamos un poco de menos no tener una segunda tapa atrás para esconder los cables y así tener la zona de cristal más limpia.

Los cables que encontramos en el chasis y que requerirán conexión serán los siguientes:

  • Conector USB 3.2 Gen2 Type-C
  • Conector azul USB 3.2 Gen1
  • Cabecera de audio de panel frontal
  • Cabeceras para el sistema de arranque F_panel (conexiones por separado)

Serán los típicos elementos, pues no tenemos cabeceras de ventiladores y tampoco cabeceras SATA de las que preocuparnos.

Resultado final

Concluimos el proceso de montaje del Thermaltake AH T200 sin ningún contratiempo. Solamente debemos tener claro qué componente menor en cada momento para ahorrarnos pasos extras y contratiempos. El resultado será impresionante incluso sin ventiladores RGB que mejoren el conjunto.

Thermaltake AH T200 Review

Pruebas de temperatura

Seguidamente efectuaremos un proceso de estrés para el hardware que hemos instalado en el chasis Thermaltake AH T200. Para ello hemos utilizado los programas Prime95 para la CPU y Furmark para la GPU de forma simultánea durante 3 horas. Estos han sido los resultados obtenidos con HWiNFO:

Thermaltake AH T200 Temperaturas Thermaltake AH T200 Review Thermaltake AH T200 Review

En cuanto a temperaturas, es justamente lo que decíamos, lo más parecido a un banco de pruebas que podemos encontrar en versión chasis. El flujo de aire estará asegurando sin necesidad de ventiladores, pues mediante convección natural entrará por la zona inferior y saldrá sin problemas por la parte superior.

En ningún momento se calienta la región interior porque es imposible que el aire quede parado, y esto lo vemos claramente en las temperaturas del chasis, siempre constantes a pesar de estar bajo estrés. Las temperaturas de CPU y GPU son prácticamente las mismas que vemos en chasis con elevado flujo de aire interior, así que la estabilidad estará asegurada.

Palabras finales y conclusión acerca del Thermaltake AH T200

Thermaltake ofrece más posibilidades para aquellos que buscan un chasis especial para montar un equipo basado en placas base de tamaño reducido. Las medidas no son precisamente las propias de una torre compacta, pero sí que disminuyen notablemente respecto al T600. Además, creemos que con ello se mejora la estética, pues la cabina de helicóptero se queda más proporcionada.

Sin lugar a duda, el aspecto diferencial de este chasis será su apartado estético. El fabricante se centra al máximo en él en lugar de otros aspectos técnicos como la capacidad de refrigeración o incluso la gestión de cableado al no tener compartimento para PSU. Además de ese peculiar y agresivo frontal tenemos unas impresionantes puertas de cristal laterales que le sientan de escándalo. Ya probamos la versión completa en negro y ahora esta blanca ¿Cuál es tu preferida?

También te recomendamos nuestro artículo sobre los mejores chasis del momento

La modularidad exterior también es excelente, pudiendo retirar bastantes elementos para trabajar mejor, aunque el marco frontal para instalar ventiladores resulta algo incómodo. Debido a que es un chasis prácticamente abierto al completo, la presencia de ventiladores es meramente estética, habiéndose demostrado con excelentes temperaturas del hardware. Tengamos en cuenta que no admite radiadores de 360 mm, así que no será la mejor opción para configuraciones extremas.

El Thermaltake AH T200 estará disponible por un precio de 129 euros en la versión White. Un precio elevado si vemos su capacidad de hardware, pero obviamente estamos pagando su diseño y construcción. Lucirá especialmente bien con tiras o ventiladores RGB, dando bastantes posibilidades de personalización en este sentido. Thermaltake, en cuestión de chasis especiales, no tiene rival.

VENTAJAS

INCONVENIENTES

+ DISEÑO EXTERIOR

– SIN CUBIERTA PARA PSU
+ DOBLE PUERTA Y FRONTAL DE CRISTAL – DIFÍCIL TRABAJAR EN EL MARCO DE VENTILADORES FRONTAL

+ PERFECTA REFRIGERACIÓN SIN VENTILADORES

+ MODULARIDAD ELEVADA

+ BUEN CHASIS PARA PERSONALIZACIÓN

El equipo de profesional review el otorga la medalla de oro:

Última actualización el 2021-03-05

Thermaltake AH T200

DISEÑO - 91%
MATERIALES - 89%
GESTIÓN DEL CABLEADO - 81%
PRECIO - 82%

86%

José Antonio Castillo

Graduado en Ingeniería en Tecnologías Industriales. Amante de la informática, el gaming y casi cualquier deporte de motor.
Los datos de carácter personal que nos facilite mediante este formulario quedarán registrados en un fichero de Miguel Ángel Navas Carrera, con la finalidad de gestionar los comentarios que realizas en este blog. La legitimación se realiza a través del consentimiento del interesado. Si no se acepta no podrás comentar en este blog. Puedes consultar Política de privacidad. Puede ejercitar los derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición en info@profesionalreview.com
Botón volver arriba