Domingo , diciembre 11 2016
Inicio / Smartphone / iPhone 6S vs Galaxy S6: carrera cuerpo a cuerpo

iPhone 6S vs Galaxy S6: carrera cuerpo a cuerpo

En 2015 Samsung dio una nueva dirección a su principal línea de smartphones con el lanzamiento del Galaxy S6 y el Galaxy S6 Edge. Hace poco Apple presentó el iPhone 6S y, durante la conferencia de lanzamiento, no fue difícil darse cuenta de lo mucho que estos dos dispositivos deben competir por su elección en el segundo semestre. Para saber si hay muchas diferencias entre ellos, sigue leyendo nuestra comparativa entre el iPhone 6S vs Galaxy S6.

iPhone 6S vs Galaxy S6: Diseño

Samsung ha refinado el diseño del Galaxy S6 en comparación con los modelos anteriores de la línea y, positivamente, el aparato quedó hasta parecido con la serie de teléfonos inteligentes de Apple. Entre el diseño de ambos dispositivos ya es un poco más complicado no encontrar similitudes. Sin embargo, esto no significa que ambos dispositivos no tengan su identidad visual. Mientras que Samsung utiliza vidrio y metal en la construcción del Galaxy S6, Apple utiliza aluminio, ambos son unibody, no tienen entrada para tarjeta microSD o la posibilidad de quitar la batería.

Los diseñadores de Samsung han conseguido un gran hecho: disminuir mucho la diferencia puliendo el Galaxy S6. El iPhone 6S cuenta con una pantalla de 4,7 pulgadas y el Galaxy S6 5,1 pulgadas.

Pantalla

Cuando el tema es la pantalla, Samsung está un paso entero por delante de sus competidores y no sería diferente con la compañía de Cupertino. Mientras Apple ofrece una pantalla con resolución de 2000 x 1.125 píxeles, que ofrece una densidad de 488 píxeles por pulgada cuadrada. El Galaxy S6 tiene una resolución de 2.560 x 1440 píxeles, y ofrece una densidad de 577ppi. Por más de que Apple haya optimizado la pantalla del iPhone 6S, aún no se compara con lo que Samsung ofrece en términos de pantalla y ahorro de la energía con una pantalla AMOLED.

Iphone S6

Sin embargo, Apple ha traído novedades con la función Touch 3D Display, que permite a los usuarios del iPhone 6S realizar tres funciones distintas al presionar la pantalla del aparato de tres formas diferentes (todas ellas un poco más fuertes que un toque largo, claro). El Force Touch le permite tener ciertos accesos directos a aplicaciones y servicios, o una visión más amplia de detalles en las imágenes a subir una foto, por ejemplo. Sin embargo, gran parte de las funciones que este recurso ofrece pueden hacerse muy rápidamente con algunos accesos directos en cualquier dispositivo Android.

Software

A diferencia de Android que se ejecuta en el Moto X Style o cualquier otro nuevo dispositivo de Motorola, Samsung invierte en la propia interfaz de usuario TouchWiz, que se ha optimizado para el lanzamiento del Galaxy S6 y está mucho más intuitiva y menos pesada. Así como Apple, la fabricante de Corea del Sur apuesta en aplicaciones y servicios exclusivos, como el Samsung Pay, Samsung Health y el S Voice, por ejemplo. La iOS9 no es tan diferente en este sentido, Apple tiene sus apps exclusivas pre-instaladas en el aparato y una interfaz de usuario única.

La integración del software y del hardware de la compañía de Cupertino, por lógica, es mucho más optimizada y más fluida, a fin de cuentas, es sólo un dispositivo construido con un enfoque tanto del sistema operativo como en los componentes internos. En cambio Samsung necesita tomar un sistema operativo colectivo y optimizarlo de dos formas: al hardware y a su propia máscara.

Galaxy S6

Los sistemas operativos son diferentes, por eso, al final de cuentas, lo que va a contar son los recursos y opciones del sistema. Si tú optas por el Galaxy S6, por ejemplo, contarás con una comunidad de desarrolladores creando ROMs personalizadas para el aparato. Y si optas por el iPhone 6S, la única gran actualización del sistema que vas a recibir sólo ocurrirá una vez al año.

Batería

La batería del Galaxy S6 es fija como la del iPhone 6S, y ambas dejan que desear en términos de capacidad. Mientras que la primera posee 2.550 mAh, la segunda llega con los mismos 1.810 mAh de la generación anterior. Las especificaciones referentes a la batería del iPhone 6S aún no han sido confirmadas por Apple. Lo que cuenta a favor de Samsung, sin embargo, son los modos de ahorro de energía y el modo de bajo consumo. Además, el Galaxy S6 cuenta con la tecnología de carga rápida, que permite a los usuarios cargar el aparato de cero hasta el 100% en sólo una hora y 40 minutos.

Consideración final

Teniendo en cuenta que el Galaxy S6 fue anunciado en febrero durante el MWC 2015, y el iPhone 6S en septiembre, Samsung ha logrado construir un smartphone sin precedentes, ya que buscando en esta comparativa, Apple se mantuvo conservador en el segundo semestre de 2015. Apple debe ser reconocido como un fabricante de smartphones bastante consistentes, sin dudas, pero Samsung se atrevió a mucho más y no sorprendería ver un crecimiento en los beneficios de la empresa surcoreana en el cuarto trimestre del año.

Sobre Lucas

Te recomendamos

MacBook Pro tiene problemas en sus núcleos gráficos AMD Polaris

Los nuevos MacBook Pro han supuesto el inicio de una nueva colaboración entre los de …