Procesadores

Intel Core i9-10900K, Comparan las temperaturas y consumo de 30 CPUs

Intel finalmente ha puesto a la venta sus nuevos procesadores Comet Lake-S, pero la disponibilidad del Core i9-10900K de gama alta aún no existe. Sin embargo, el famoso overclocker Roman ‘der8auer’ Hartung ha conseguido un lote de procesadores i9-10900K y ha realizado interesantes pruebas en ellos.

Intel Core i9-10900K, Comparan las temperaturas y consumo de 30 CPUs

El resultado más interesante de la prueba de der8auer es la comparación de diferentes procesadores, un total de 30, todos del mismo lote. Los procesadores se probaron en una placa base Asus Maximus XII Apex overclockeada a 5,1 GHz y 1,25 voltios en la prueba de Cinebench R20.

Según los resultados, hubo diferencias significativas entre los procesadores en el mismo lote. La mayoría de ellos funcionaron entre 80 y 85 grados con la configuración anterior, los más frescos a 79 grados y los más calientes a 92 grados.

i9-10900K

Muchos también podrían imaginar que el consumo de energía va de la mano con la temperatura, pero el procesador que menos consume del lote funcionó a 84 grados y el que más consumía llego a 87 grados. El consumo de energía del procesador varió de un promedio de 250 a 260 vatios, con el más bajo a 232 vatios y el más alto a 278 vatios.

Visita nuestra guía sobre los mejores procesadores del mercado

El tema principal del video fue la escala del consumo de energía del Core i9-10900K según la temperatura. Por ejemplo, a una frecuencia de reloj de 5.3 GHz y un voltaje de 1.35 voltios, un procesador consumió 325 vatios de potencia en la prueba Cinebench R20 cuando el núcleo más caliente se calentó hasta 100 grados. La refrigeración con nitrógeno líquido provocó que el consumo cayera a 253 vatios cuando los núcleos del procesador funcionaban a -30 grados.

der8auer también probó la diferencia de reloj con el voltaje de 1,35 voltios. Cuando la temperatura máxima de los núcleos alcanzó los 100 grados, Cinebench pasó a la frecuencia de reloj de 5.3 GHz que todavía se usaba anteriormente. La frecuencia de reloj máxima a la que se ejecutó Cinebench se incrementó al disminuir la temperatura de manera relativamente uniforme hasta 6 GHz. A temperaturas máximas de -20 y -30 grados, el procesador finalmente se hizo estirar a una frecuencia de reloj de 6050 MHz. El efecto de la temperatura sobre el consumo de energía es particularmente evidente en estas pruebas: a temperaturas centrales de -30 grados a 6050 MHz, el procesador consumió 290 vatios, mientras que, a temperaturas de 100 grados, el consumo fue de 325 vatios a 5300 MHz.

TE RECOMENDAMOS
Intel da detalles sobre Ice Lake y su nueva iGPU Gen11

Pueden ver el video más arriba para conocer el método y los resultados en detalle.

Fuente
youtubeio-tech

Gustavo Gamarra

Soy operador de PC e instalador de redes informáticas , redactor y escritor en mis ratos libres. Amante de la tecnología, el cine, el fútbol y los videojuegos.
Los datos de carácter personal que nos facilite mediante este formulario quedarán registrados en un fichero de Miguel Ángel Navas Carrera, con la finalidad de gestionar los comentarios que realizas en este blog. La legitimación se realiza a través del consentimiento del interesado. Si no se acepta no podrás comentar en este blog. Puedes consultar Política de privacidad. Puede ejercitar los derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición en info@profesionalreview.com
Botón volver arriba
Cerrar