Tutoriales

Ordenadores baratos ¿Merecen la pena?

Todos queremos obtener más por menos, lo que puede llevar a los usuarios a sentirse tentados por comprar un PC barato con la esperanza de ahorrar algo de dinero, pero la falta de calidad y prestaciones podría causar problemas en el futuro, incluso haciendo que gastemos más dinero en total. Al final de este artículo, podrás decidir si debes o no desembolsar dinero extra para una máquina de nivel superior. Ordenadores baratos ¿Merecen la pena?

Cómo escoger un PC adecuado ¿Merece la pena uno barato?

En general la gente compra ordenadores por una variedad de razones. Algunas personas compran equipos Mac sin importar el coste porque valoran la experiencia de Apple. Otros necesitan poco más que poder acceder al correo electrónico sobre la marcha. Muchos usuarios que gastan el menor dinero posible en un PC lo hacen porque no tienen el dinero para algo más caro. Lo primero que debemos preguntarnos es el uso que vamos a dar. Si solo necesitas acceso básico a Internet para recibir correos electrónicos y noticias, un PC barato te servicio. Por el contrario, si tu profesión requiere la edición de videos HD todos los días, un equipo barato no funcionará para ti en absoluto.

Aspectos que lastarán tu experiencia de uso con un ordenador barato

Es probable que tus necesidades se encuentren en algún lugar entre los extremos anteriores. En general, no necesitas la máquina más poderosa, pero necesitas algo más que lo básico. Uno de los aspectos más negativos de los ordenadores baratos es la pantalla. La resolución de una pantalla determina cuántos píxeles puede mostrar a la vez y, por lo tanto, qué tan clara es la imagen. Como referencia, 1080p es 1920 × 1080, mientras que 4K es 4096 × 2160. Todo lo que haces en tu PC, desde editar hojas de cálculo hasta mirar videos, se ve peor en una pantalla barata de baja resolución. Otra forma en que la pantalla de los equipos baratos sufre es el tamaño total. Si no conectas tu PC portátil a un monitor externo y la pantalla mide solo 11 pulgadas, no tendrás mucho espacio para trabajar.

Te recomendamos la lectura de nuestro post sobre las mejores configuraciones de PC

El siguiente punto a considerar es el disco duro. El disco duro es donde se guardan todos tus datos. Con máquinas baratas, puedes tener dos problemas de almacenamiento. El primero es el espacio de disco bajo, si bien incluso muchos portátiles baratos ahora incluyen una unidad de estado sólido (SSD) en lugar de una unidad de disco duro (HDD), el espacio sigue siendo una preocupación. El promedio de PCs portátiles baratos se envía con un SSD tan pequeño como unidades de 32GB o 64GB. Después de tener en cuenta los archivos de instalación de Windows, no quedará nada de espacio. Siempre puedes comprar un disco duro externo (o tarjeta SD) para obtener más espacio, pero eso es un coste adicional.

El segundo gran problema ocurre en ordenadores baratos es si no obtienes un SSD. Los discos duros tradicionales que se encuentran a menudo en las máquinas baratas son mucho más lentos que los SSD más nuevos. Con un portátil más barato, no obtendrás los tiempos de arranque, lanzamiento de aplicaciones y velocidad de transferencia de archivos más rápidos que vienen con un SSD.

La memoria de acceso aleatorio, o RAM, contiene temporalmente programas abiertos en su computadora. Basta con decir que con la falta de RAM, notarás una gran disminución en el rendimiento. La mayoría de los ordenadores baratos tienen 4GB de RAM, lo cual es aceptable pero no suficiente para ejecutar muchos programas en tándem. Si tienes diez programas ejecutándose en segundo plano mientras tienes doce pestañas de Chrome abiertas, y estás transmitiendo desde Spotify mientras trabajas en Adobe Premiere, 4 GB de RAM no lo soportarán.

Los tres componentes anteriores son los mayores problemas en los ordenadores baratos, pero hay muchos más elementos a tener en cuenta. En una máquina de baja calidad, es posible que encuentres un touchpad demasiado pequeño o difícil de hacer clic. El teclado puede tener un diseño incómodo o botones adhesivos, y los altavoces incorporados probablemente sean muy malos.

Las baterías son otro componente común a menudo sacrificado para reducir costes. Un portátil económico no contará con una batería de gran capacidad, por lo que es posible que tengas que realizar algunos chanchullos para exprimirla.

¿Me compro un ordenador barato o no merece la pena?

Si solo utilizas tu PC durante veinte minutos al día para consultar el correo electrónico y explorar las redes sociales, no necesitas mucho más que el mínimo. Tendrás que lidiar con tiempos de arranque lentos y una pantalla mediocre, pero como no lo usarás demasiado, no merece la pena gastar mucho más. Sin embargo, si pasas horas todos los días en tu PC, es una historia diferente. Cuando utilizas tu PC como un centro de entretenimiento, una máquina lenta puede empeorar drásticamente tu experiencia. Todo se trata de aprovechar al máximo tu dinero, pero esto no siempre significa negarse a gastar. Por el contrario, vale la pena gastar un poco más de dinero en los artículos que vas a utilizar todo el tiempo.

Con esto finaliza nuestro artículo sobre Ordenadores baratos ¿Merecen la pena? Recuerda compartirlo en las redes sociales para que pueda ayudar a más usuarios que lo necesitan.

Juan Gomar

Soy un apasionado de la tecnología en general pero principalmente de la informática y los videojuegos.
Los datos de carácter personal que nos facilite mediante este formulario quedarán registrados en un fichero de Miguel Ángel Navas Carrera, con la finalidad de gestionar los comentarios que realizas en este blog. La legitimación se realiza a través del consentimiento del interesado. Si no se acepta no podrás comentar en este blog. Puedes consultar Política de privacidad. Puede ejercitar los derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición en info@profesionalreview.com
Botón volver arriba