Reviews

Cooler Master Mastercase SL600M Review en Español (Análisis completo)

Hoy vamos a ver algo diferente y fresco, se trata del chasis Cooler Master Mastercase SL600M, una maravilla para la vista de cualquier usuario entusiasta. Y decimos diferente porque su filosofía de montaje es diferente a lo que estamos acostumbrados, ya veréis por qué. Pero sin duda lo mejor es su diseño, aluminio, cristal y acero al más alto nivel con sensor de proximidad para iluminar los puertos USB y dos ventiladores de 200 mm instalados. Vamos a comenzar con nuestro análisis a esta maravilla echa torre, ¡así que no te vayas!

Pero antes de comenzar, agradecemos a Cooler Master su confianza en Profesional Review al cedernos este chasis para hacer este análisis.

Cooler Master Mastercase SL600M características técnicas

Cooler Master Mastercase SL600M características

Vamos a tomarnos esta review con calma porque hay muchísimo que comentar, lo dividiremos en apartados, los máximos posibles para que todo esté bien clarito, aunque siempre tendréis el manual disponible en la caja.

Unboxing

Cooler Master Mastercase SL600M review

Una caja que de hecho es completamente enorme, al igual que el chasis Cooler Master Mastercase SL600M que viene en su interior. La presentación es la misma que en otros productos, tratándose de cartón neutro con un boceto de la torre impreso en la cara principal y la marca y modelo del mismo.

En los laterales tendremos alguna que otra información relevante del chasis, aunque nada que no esté ya en el manual y en nuestra review. Y en el interior tenemos una torre envuelta en una bolsa de plástico cargada de electricidad estática junto a dos grandes paneles de corcho de polietileno

Cooler Master Mastercase SL600M bundle

En el interior del propio chasis encontraremos el resto de accesorios disponibles, que no son demasiados, a modo de verificación tendremos:

  • Chasis Cooler Master Mastercase SL600M
  • Manual de usuario
  • Bolsa de tornillos
  • Bolsa textil para meter cualquier cosa
  • Presillas de plástico
  • Cable USB interno para actualización de firmware

Diseño exterior

Cooler Master Mastercase SL600M review

Si algo destaca en esta Cooler Master Mastercase SL600M es el precioso diseño que tiene en toda su extensión, se nota a simple vista que tienen unos acabados muy buenos y al nivel de las mejores, no en vano su precio de salida es de 200 euros. Pero además de un diseño elegante y Premium esta torre nos va a ofrecer originalidad y creatividad cuando empecemos a trabajar sobre ella.

Pues bien, en cuanto a materiales y acabados generales, tenemos un chasis interior construido en acero, bastante trabajado y con una rigidez completa, así que la cantidad de hardware no será problema. La parte exterior cuenta con placas delantera y superior de aluminio pulido sobre rejillas de acero, nada de plástico. Y finalmente tenemos un panel lateral con cristal templado.

Las medidas de esta torre son de 544 mm de largo, 242 mm de ancho y 574 mm de alto, y, por tanto, en un formato de media torre, aunque casi rozando la de torre completa. Pero ojo, porque no soporta placas base de tamaño E-ATX. El peso no se especifica, pero ya os podemos decir que supera sin problemas los 10 Kg en vacío.

Cooler Master Mastercase SL600M review

El lateral izquierdo de esta auténtica nave espacial, tiene un panel de cristal templado de 4 mm de espesor con un notable oscurecido que deja ver tímidamente la zona interior. Este cristal irá fijado mediante un tornillo de rosca manual trasero y montado sobre un marco metálico que además ofrece protección anti caída en la parte inferior. Esta protección consiste en quedarse agarrado a la zona aún quitando el tornillo, para evitar caídas.

Tanto la zona frontal, como la superior vistas en éste ángulo, presentan una anchura muy considerable y es en parte por este motivo, que al final el espacio interior no es tan grande como parece. De hecho, podéis ver lo tremendamente altas que son sus patas, de unos 4 cm como mínimo.

De hecho, tanto las patas delanteras como traseras están construidas sobre un bloque de aluminio moldeado con protecciones de goma y que ocupan toda la anchura del chasis.

Cooler Master Mastercase SL600M review

La zona derecha no tiene cristal, sino un panel metálico pintado en negro con efecto vinilo muy bonito y original. El sistema de sujeción es idéntico al panel de vidrio, y además tiene protección anti ruido en la zona interior, gran detalle el de la marca.

Cooler Master Mastercase SL600M review

Ahora es turno para ver el frontal de Cooler Master Mastercase SL600M que destaca por ser íntegramente de aluminio pulido con tan solo un detalle del logotipo de la marca. Luego veremos que se puede desinstalar perfectamente mediante acción manual, aunque empujando desde dentro a los pasadores que tiene.

En cualquier caso, esta parte delantera permite el paso de aire hacia el interior mediante las dos leves aperturas laterales que tenemos en la zona media, aunque sin protección ante el polvo. Luego veremos que este no es necesario, ya que en ella no podemos instalar ventiladores.

Cooler Master Mastercase SL600M panel I/O

Y justo en la esquina superior tenemos el panel I/O, que en este caso es realmente completo y con algún as bajo la manga:

  • 2 USB 3.1 Gen1
  • 2 USB 2.0
  • 1 USB 3.1 Gen1 Type-C
  • Doble Jack de 3,5 mm para audio y micro
  • Botón selector de velocidad para ventiladores
  • Botón de encendido (zona superior)
  • Sensor de proximidad

Sin duda llama la atención el asunto del sensor de proximidad, simplemente es un sensor IR que detecta nuestra presencia cercana y enciende la iluminación de los puertos USB para poder introducir la unidad flash sin problemas. Detalles como estos, hacen grande un chasis.

Cooler Master Mastercase SL600M review

Respecto a la zona superior de Cooler Master Mastercase SL600M, también es bastante interesante, ya que presenta una cubierta de aluminio que podremos subir o directamente retirar sin problemas para facilitar aún más el paso de aire hacia fuera. La bonita malla metálica dura que tiene, también hace la función de filtro anti polvo.

Al igual que ocurre con el frontal, también podremos retirar completamente esta zona para la instalación de ventiladores. De hecho, tenemos espacio suficiente para realizar un push and pull con un sistema líquido, e instalar ventiladores dentro y también fuera, o separar ventiladores fuera/radiador dentro.

Nos ofrece capacidad para radiadores de hasta 360 mm o ventiladores de 120 mm x3, 140 mm x2 o 200 mm x2. Así que su capacidad es muy buena, pero tan solo echamos de menos un detalle, la capacidad para radiadores de 420 mm para montajes extremos.

Cooler Master Mastercase SL600M review

Cada zona guarda algo interesante, y pasa lo mismo con la zona trasera. Ya os habréis dado cuenta de que no hay ni rastro de ventiladores por ningún lado en este chasis, y tampoco lo encontrareis atrás, porque en lugar de tener un hueco para ventilador, ¡tenemos un soporte para discos duros en el interior! ¿Se habrán vuelto locos estos de Cooler Master? Ya veréis que no.

Además de esto, tenemos una zona con capacidad para 9 slots de expansión junto a otros dos para tarjetas verticales con chapas completamente cerradas para mejorar la estética. Pero esta zona podremos desatornillarla para girarla 90 grados y poder colocar configuraciones multi-GPU en forma vertical.

Y también os habréis percatado de que tenemos un conector de alimentación directamente instalado en la zona inferior, pero claro ni rastro del hueco para la fuente. Antes de continuar con la review, pensad en donde está situado este hueco para poder instarla.

Cooler Master Mastercase SL600M review

Seguimos avanzado, ahora vemos la parte inferior del Cooler Master Mastercase SL600M, y por fin encontramos los dos ventiladores que aún faltaban por aparecer. De hecho, este chasis ofrece una configuración de dos ventiladores de 200 mm preinstalados que podremos desinstalar desde esta zona exterior.

Además de las patas que ya hemos comentado al inicio, tenemos un sistema de filtro de partículas de gran calidad y que podremos dividir en dos o retirarlo completamente de la zona. Nos hemos quedado muy satisfechos con el cuidado diseño exterior, en donde se combina elegancia con accesibilidad.

Instalación y montaje

Ahora es turno de ver poco a poco qué nos ofrece esta caja Cooler Master Mastercase SL600M en cuanto a capacidad de montaje. Aunque parezca una torre normal, la filosofía cambia bastante respecto a la tradicional. Nuestro montaje seguirá siendo el de estos componentes:

  • AMD Ryzen 2700X con disipador de Stock
  • Placa base Asus X470 Crosshair VII Hero
  • AMD Radeon Vega 56
  • 16 GB DDR4
  • PSU Corsair AX860i

Cooler Master Mastercase SL600M review

Y así de bien pinta esta zona interior, tenemos una zona central en donde irá instalada la placa base, y ya podemos comprobar que la zona no es tan grande como parece. De hecho, soporta placas de tamaños ITX, Micro-ATX e ATX, así que echamos mucho en falta capacidad para E-ATX. Tampoco pueden faltar los huecos para pasar cables, todos ellos protegidos por elementos de goma de color negro. Ni en la zona superior ni inferior tenemos hueco para la fuente de alimentación.

Precisamente la zona en donde debemos instalarla es en la parte frontal, gracias a un sistema algo complejo debemos decir, pero estéticamente muy conseguido. De hecho, todo quedará perfectamente escondido gracias a esa placa lateral con el logo de Cooler Master y la propia caja, en la que podremos meter PSU de hasta 200 mm.

Para terminar el planteamiento inicial, el hueco principal soporta tarjetas gráficas de hasta 318 mm, no siendo ampliable debido al compartimento de la PSU, y disipadores con una altura de hasta 191 mm, muy bien en este aspecto. El método de refrigeración será de forma obligatoria vertical, entrando aire frio por debajo y saliendo por arriba.

Instalación de la fuente de alimentación

Vamos a comenzar por lo primero que se instala en un chasis, y es la fuente de alimentación. Debido al peculiar sistema que usa Cooler Master Mastercase SL600M, merece la pena dedicarle un apartado.

Cooler Master Mastercase SL600M PSU

Lo primero que vamos a hacer es retirar la placa lateral con el logotipo de la marca. Esta placa está cogida a la parte superior e inferior mediante cuatro tornillos de rosca manual. Después de esto, nos encontraremos con el compartimento real de la fuente, un estuche con terminación diagonal en la parte inferior y compuesto por dos placas de metal cuadradas.

La primera de ellas se encarga de esconder la fuente, y la tendremos que retirar mediante otros cuatro tornillos ubicados en la zona lateral. Tras esto, quedará la segunda caja que es la que permitirá fijar la fuente al chasis, necesitan aflojar un solo tornillo para que salga.

Tras esto, lo que tendremos que hacer es atornillar la fuente de alimentación a la última caja, y de forma que cuando vayamos a instalarla de nuevo en el chasis, el ventilador quede orientado hacia la parte frontal. Esto debe ser así porque si lo hacemos, al contrario, la fuente no podrá respirar al tener una chapa pegada atrás.

Y ojo ahora, porque antes de instalar la segunda cubierta, debemos de conectar el cable extensión de alimentación a la fuente, el cual quedará en la zona superior en una posición ciertamente complicada pero funcional.

Ahora colocaremos la segunda cubierta, no sin antes tener claro qué cables debemos de sacar al exterior. La cubierta tiene su propio hueco, que nos será muy útil para sacar los cables de alimentación PCIe para la tarjeta gráfica, y eso haremos. También necesitaremos sacar un cable de alimentación SATA, dos EPS para la placa y por supuesto el ATX principal.

El resultado será algo similar a lo que veis en las imágenes. Algo bueno es que el compartimento permite esconder una buena cantidad de cables, aunque debemos de tener muy presente que, en fuentes tradicionales, es posible que los cables se queden cortos, necesitando añadir extensiones y esto es algo muy importante. En nuestro caso, han llegado sin problemas los EPS, que son los que más longitud necesitan.

Capacidad de almacenamiento

Otro elemento a considerar son los huecos y espacios para colocar discos duros de 2,5 y 3,5 pulgadas, y en este chasis hay bastantes posibilidades repartidas por todos lados. Vamos a intentar explicarlas lo mejor que podamos.

Cooler Master Mastercase SL600M discos duros

En este caso, hemos echado mano de retirar toda la zona frontal del chasis, ya que detrás de ella se encuentran dos adaptadores en forma de placa metálica que nos permitirán montar dos unidades, bien de 2,5” o 3,5”. Quedaros muy bien con la forma de estas chapas, porque también son desmontables y recolocables en otros lugares. De hecho, son compatibles con depósitos de refrigeración líquida.

La siguiente zona provista de este tipo de chapa es la zona trasera de la carcasa de la PSU, así que aquí podremos instalar también unidad de 2,5 o 3,5 pulgadas. Y otra más, la siguiente se encuentra en la parte de atrás del chasis (en donde siempre iba un ventilador) con idéntico soporte.

Ahora vamos a pasar a los huecos disponibles exclusivamente para SSD de 2,5”. De estos tenemos dos huecos disponibles en la placa que tapa toda la zona de la PSU, y otros dos adaptadores colocados tras la chapa de instalación de la placa.

Pero no es todo, ya comentamos que las chapas multi soporte se puede mover a otros sitios, y de hecho podremos colocar tres de ellas la zona inferior, justo encima de los ventiladores, para así trasladar hasta tres discos duros encima de ellos. No es el lugar más recomendable, ya que taparemos mucho el flujo de aire, pero la posibilidad está ahí.

Así que se hacemos recuento tenemos capacidad para:

  • 4 unidades HDD de 3,5”
  • 3 unidades de 2,5”
  • un total de 7 unidades de 2,5”

Capacidad de refrigeración

Curiosamente vamos a terminar bastante antes con este apartado que con el anterior, ya que en este Cooler Master Mastercase SL600M solo tenemos capacidad para ventiladores en la zona inferior y en la superior. Veámoslas.

Cooler Master Mastercase SL600M ventiladores

Comencemos por citar la capacidad y compatibilidad con ventiladores:

  • Inferior: 3x 120 mm / 2x 140 mm / 2x 200 mm
  • Superior: 3x 120 mm / 2x 140 mm / 2x 200 mm

Pues nada, exactamente igual en ambos lugares. No podremos instalar ventiladores en la zona trasera porque está cerrada, ni en la zona delantera porque está la fuente. Lo más importante es que contamos con dos ventiladores de 200 preinstalados, aunque sin iluminación LED.

Ahora veamos la capacidad para refrigeración líquida:

  • Inferior: 120/140/240/280/360 mm
  • Superior: 120/140/240/280/360 mm

También igual en ambos lugares, aunque conviene saber que en la zona inferior cabe un sistema de hasta 72 mm cuando tengamos una tarjeta gráfica instalada de forma vertical. Mientras que en la parte superior cabe un AIO de hasta 43 mm de grosor.

Cooler Master Mastercase SL600M review

No debemos preocuparnos en exceso con la colocación de AIO o radiadores personalizados en la parte superior, que será el lugar recomendable, ya que los nuevos radiadores de altas prestaciones cuentan con un grosor de 40 mm. En este caso podemos instalar los ventiladores en la cara exterior ya que hay sitio de sobra para ellos.

De igual forma, con la mayoría de AIO Líquidas podremos hacer incluso un sistema push and pull, que consiste en colocar radiador + ventiladores en la zona interior, junto a más ventiladores en la cara exterior, mejorando aún más el flujo de aire.

En cualquier caso, este sistema de flujo vertical es el más indicado siempre para los PCs, ya que de forma natural el aire caliente tiende a subir, facilitando así la entrada de aire frío por la parte inferior. Es también interesante el hecho de que las placas para discos duros también son compatibles con montajes de depósitos de sistemas de refrigeración personalizados.

Cooler Master Mastercase SL600M controlador

Tampoco debemos olvidarnos del sistema de control de ventiladores que tiene Cooler Master Mastercase SL600M instalado de serie. Se trata de un controlador con capacidad para el control PWM de cuatro ventiladores mediante cabecera de 4 pines. El mismo incluye una conexión SATA de alimentación, el puerto para controlar la velocidad mediante el botón del panel I/O, otro puerto para sincronizar la placa base con el control PWM de los ventiladores, y finalmente el conector libre, que solo se utilizará para actualizar el firmware del controlador.

A través del controlador, también podremos indicarle al sensor de proximidad que se apague gracias a un pequeño software disponible en la página del fabricante. Para ello necesitaremos tener conectado el microcontrolador al USB de la placa.

Instalación y montaje

Cooler Master Mastercase SL600M montaje

Como habréis podido ver, el proceso de montaje de este chasis Cooler Master Mastercase SL600M es diferente a las torres normales. De hecho, hemos tardado bastante más rato, mientras hemos estudiado la mejor forma de hacerlo, enrutando cables y colocando correctamente la fuente, etc.

El chasis es prácticamente desmontable al completo, ya que tanto la zona inferior como la rejilla superior, están cogidas mediante tornillos, y será sencillo retirarlas. Las soluciones para el enrutamiento de cables no son demasiado amplias en la parte trasera, no obstante, tenemos al menos una serie de tiras de velcro preinstaladas con las que podremos fijar bastante cantidad de cables a ellas, incluidos los cables del panel I/O y el cable ATX de la placa.

En cualquier caso, la fuente se queda bastante lejos de algunos conectores como por ejemplo los EPS de la placa, así que aseguraos que estos cables lleguen y que midan al menos 350 mm de largo. Un buen detalle para que no entre polvo, es que las placas de los slots de expansión están cerradas y las dos aperturas principales tienen filtros anti-polvo.

Cooler Master Mastercase SL600M review

Resultado final

Finalizamos nuestro montaje instalado de nuevo los paneles laterales y frontales para ver el excelente resultado final. Cuando un chasis es de calidad, cualquier cosa que instalemos queda bien.

Algo que en parte nos sorprende es que Cooler Master no haya introducido alguna tira de iluminación en el interior del chasis o que haya lanzado una versión con ventiladores RGB. Quizás se la esté guardando para más adelante como una hipotética versión RGB con controlador avanzado, la verdad es que vendría muy bien.

Cooler Master Mastercase SL600M review

Palabras finales y conclusión acerca de Cooler Master Mastercase SL600M

Cooler Master Mastercase SL600M es uno de esos chasis con personalidad, atrevidos y que ofrecen algo diferente al usuario. Tan original es por fuera como por dentro, con una estética brutal y Premium gracias al aluminio y el cristal y un sistema de montaje que, sin ser fácil, es creativo y eficiente.

La modularidad es muy buena, con posibilidad de retirar prácticamente todas las partes del chasis y la posibilidad de girar el panel trasero para colocar varias GPU. Debemos decir que, a pesar de ser un chasis muy grande a la vista, el espacio interior es prácticamente como el de uno normal, y echamos de menos el soporte para placas E-ATX para montar Workstation.

El sistema de refrigeración planteado es el correcto, entrada inferior y salida exterior es la forma más eficiente de hacerlo, además con dos ventiladores de 200 mm preinstalados y con microcontrolador incluido, aunque algo ruidosos debemos decir. Soporta además radiadores de 360 arriba y abajo y sistemas personalizados gracias a los adaptadores de los discos duros.

También te recomendamos nuestra guía sobre los mejores chasis del mercado

Y hablamos de almacenamiento, tenemos un gran soporte, con hasta 4 HDD de 3,5” y 3 SSD de 2,5” combinados o simplemente 7 SSD. Las zonas están ubicadas en sitios muy estratégicos y además con capacidad para moverlos de sitio en algunos casos, buen trabajo en este sentido. Y también gran trabajo con un panel I/O muy completo con puertos USB iluminados y sensor de proximidad integrado.

Cooler Master Mastercase SL600M se encuentra disponible para su compra por precios que rondan los 200 euros euro arriba euro abajo, así que claramente es un chasis de gama alta con un coste relativamente elevado a pesar de su espacio interior normalito. No obstante, la elección de materiales de alta calidad como aluminio, o su impresionante diseño, harán que tengamos chasis para muchos años, incluso toda la vida. Para nosotros, muy recomendable.

VENTAJAS

INCONVENIENTES

+ DISEÑO EXQUISITO EN ACERO CRISTAL Y ALUMINIO

– NO SOPORTA PLACAS E-ATX

+ SISTEMA DE MONTAJE ORIGINAL Y ATREVIDA– SIN ILUMINACIÓN Y VENTILADORES ALGO RUIDOSOS

+ DOS VENTILADORES DE 200 MM PREINSTALADOS Y EFICIENCIA TÉRMICA

+ GRAN CAPACIDAD DE HARDWARE Y RADIADORES

+ DETALLES ÚTILES COMO EL SENSOR, CONTROLADOR MODULARIDAD

El equipo de Profesional Review le otorgamos la medalla de platino y producto recomendado

Cooler Master Mastercase SL600M

DISEÑO - 96%
MATERIALES - 96%
GESTIÓN DEL CABLEADO - 89%
PRECIO - 90%

93%

User Rating: 5 ( 2 votes)

José Antonio Castillo

Graduado en Ingeniería en Tecnologías Industriales. Amante de la informática, el gaming y casi cualquier deporte de motor.
Los datos de carácter personal que nos facilite mediante este formulario quedarán registrados en un fichero de Miguel Ángel Navas Carrera, con la finalidad de gestionar los comentarios que realizas en este blog. La legitimación se realiza a través del consentimiento del interesado. Si no se acepta no podrás comentar en este blog. Puedes consultar Política de privacidad. Puede ejercitar los derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición en info@profesionalreview.com
Botón volver arriba
Cerrar