Fuentes de alimentación

Las baterías de zinc-aire podrían revolucionar los dispositivos que usamos

Las baterías de zinc-aire podrían reemplazar a las clásicas baterías de iones de litio, teniendo en cuenta un nuevo hallazgo por parte de un equipo de investigadores.

Las baterías de zinc-aire usan zinc y oxígeno del aire para ofrecer energía eléctrica. Debido a la abundancia de zinc en nuestro planeta, este tipo de baterías son mucho más baratas de producir que las baterías de iones de litio y pueden almacenar hasta cinco veces la cantidad de corriente que una batería clásica.

Las baterías de zinc-aire podrían reemplazar a las clásicas baterías de iones de litio en un futuro cercano

Baterías de zinc-aire

Estas baterías son usadas normalmente en los aparatos auditivos, en ciertas cámaras de foto y también los dispositivos de señalización de los pasos a nivel. La razón por la que no se usan a una mayor escala es el hecho de que son difíciles de recargar debido a la falta de electrocatalizadores.

En un reciente estudio publicado en el diario científico Advanced Materials, realizado por los ingenieros de la Universidad de Sidney y de la Universidad Tecnológica de Nanyang, se presenta un método que podría dar solución a este problema.

Según el profesor Yuan Chen, “las baterías de zinc-aire eran fabricadas hasta ahora con materiales catalizadores caros, como el platino o el óxido de iridio, pero nuestro nuevo método propone unos catalizadores baratos y de alto rendimiento”.

Mediante un nuevo método de trabajo se pueden crear unos electrocatalizadores funcionales que ayuden a la creación de unas baterías de zinc-aire mucho más eficientes.

Los nuevos catalizadores son creados mediante un control simultáneo de la composición, el tamaño y la cristalización de unos óxidos metálicos de materiales como el hierro, el cobalto y el níquel. Estos principios pueden ser aplicados para dar lugar a baterías de zinc-aire capaces de ser recargadas de una forma eficiente.

TE RECOMENDAMOS
Be quiet! Pure Power CM 9 nuevas PSU de alta calidad

El coautor del estudio, Li Wei, asegura que las pruebas con baterías de zinc-aire con los nuevos catalizadores demostraron una excelente capacidad de recarga. La eficiencia de la batería bajó en menos de un 10% después de 60 ciclos de carga-descarga, de aproximadamente 120 horas.

Fuente: TechExplore

Elvis Bucatariu

Viajero, fotógrafo, apasionado por la ciencia y la tecnología. Cada día trato de aprender algo nuevo.